Anexo:Cine y televisión mexicanos

De Inciclopedia

Saltar a: navegación, buscar
BanderaMéxico.png Este artículo contiene un chingo de humor mexicano.

Igual y si no le agarras el pedo, lo mejor es ir a México y preguntar, pero si no entendistes el nahuañol de los mexicanos, ya te chingaste.

La filmografía nacional es como el resto de lo "mexicano"; turbulento, pintoresco y mameluco. Las historias dramáticas y las actuaciones magistrales nos retrataron de forma definitiva ante el mundo como un pueblo sufrido, ardido, pero eso sí, ansioso de echar desmadre cada vez que se pueda.

La primera gran producción fue "Allá en el rancho grande", el primero de infinidad de fumados dramas en los que hace su gloriosa aparición la figura del Charro cantor, manolarga de trompadas, viejero, y bravo como perro de taller. Con las serenatas a media noche (¡¡Shh!!!), las peleas de cantina (Hic!!), el hacendado maldito que goza el dolor ajeno , la novia bendita que goza el propio (SnifSnifSnif!!), e infinidad de situaciones comunes que caracterizan las producciones siguientes. O sea mis nacolines, empieza la época dorada del cine CH3 (Un chorro de churros de charros). La guitarra, la botella, el caballo y la baraja, símbolo de las virtudes muchas y varias que adornan al mexicano y que por generaciones hemos tenido el gran honor de ostentar (Faltaba más!!, como Pancho Pantera: borracho, parrandero, mujeriego y jugador).

Paola n.JPG

Chicas como ella son las protagonistas de telenovelas actuando fresas, les llaman comúnmente barbies.

Ahora lo único que queda de este género son las supermegaultraproducciones de los hermanos Almohada. Tiritititos y balaceras que derraman toneladas de salsa de tomate, con autos viejos que "estallan" solo para volver a aparecer en la siguiente escena. Historia de los nuevos héroes de la industria, los narcomonitos dispuestos a fajarse con cualquiera contal de vender una tacha, son rebasados por los pistoleros de la vida real que dejan decenas de cadaveres regaditos y bien planchaditos en nuestras tierras todos los días.

Martha higareda chichis.jpg

Martha Higareda, en una escena de una de las 40 películas donde enseño las chiches (paradójicamente ha hecho solo 20 películas).

Los dramas de familia... ah que películas..!, con las actuaciones de los 324 hermanitos Soler, Sarita García (A hue...lita!!!) y Pardavé. Dramas de vecindad y burdel, preludio de las novelas televisivas. Los pecados de los padres los pagan los hijos, y los pecados de los hijos se cubren en cómodas mensualidades. Recordando lo tiempos de Don Porfirio.

Las películas del Santo... que formidables !! Los monstruos de carton y peluche, supernais!!. El héroe andaba trajeadito muy a gogo y siempre en su deportivo convertible. Se comunicaba desde su laboratorios lleno de foquitos de serie navideña y frasquitos vacios de leche de establo. Salvaba a la muchacha chicha de la película gacha, y les rompía toda la maceta a los nefastos seres del inframundo y del espacio exterior a fuerza p-p-p (puro putazo bien puesto). Wow !!, Vales vermouth Espaiderman !! Lástima que no la haya emprendido a desdentar dinosaurios políticos, pulpos telefónicos chupeteadores ni momias sindicalistas desde ese entonces...pero estaban chidas, ¡a poco no!...

Las ficheras... ¿cómo olvidarlas?, mujeres cuarentonas,"bolutuosas", celulíticas y con cuerpecito de jarro de atole; hacían las delicias de los espectadores alla por los setentas. Acompañadas de los cómicos carperos menos afortunados (más mamones), hacían un uso lamentable del preclaro lenguaje de los albures pretendiendo ser escandalosos pero quedándose solo en medio vulgares. Del burdel a la cantina y de ahí al "cabarete", prácticamente sin historia, la película iba de principio a fin plagada de quesque-desnudos, disque-desnudos, y medio-desnudos, además de escenas de cama disparatadas. Pero estas memorables damitas sostuvieron al cine nacional por más de una década, así que porqué renegarlo, recordamos con nostalgia los candentes momentos de Sasha Montenegro.

[editar] Calidad de las producciones

La calidad de las expresiones culturales de este país, no son solo musicales, también está presentes en toda su amplia gama de culebrones, innovadores, creativos, con historias diferentes y sorprendentes al estilo de Kubrick, Hitchcock o el gato cósmico.

Como olvidar todas las versiones de Señorita Maestra, ah no “Carrusel”, “Carrusel Return”, “Carrusel Again”, “Carrusel carita de Ángel”, Carrusel de las Américas, “Carrusel Mágico” ah no, ese era un grupo musical y “Carrusel Forever”, o las teleseries donde sale Thalía y se presenta en múltiples facetas como, “Cara Sucia”, “Marimar y su perro que habla”, “Maria la del Barrio”, “Maria lámame la cornetix”, que los mexicanos miran tan fielmente una y otra vez, basando su vida y pensamiento en cada una de ellas, sin darse cuenta de que realmente la nueva telenovela tiene la misma historia que la anterior y que solo se cambia a los personajes.

Los actores de las teleseries mexicanas son excelentes, tal vez puedes creer a primera vista que son modelos, pero no, si son rubiecitos y con ojos azules/verdes , manos de pianista y limpiecitos, es solo para representar fielmente el estereotipo del pueblo Mexicano así la gente los considera creíbles y cercanos, además la cultura mexicana posee un sin fin de aciertos y genialidades dignas de la NASA, como lo son todas las películas Shanfle, las ultra mega repeticiones del Chavo del 8 (con la versión animada incluida), “La lucha libre mexicana” con la serie de los setenta incluida, su “alabao alabio ala bin bon ba”, los nombres mas celebres para equipos de fútbol como Dorados de Culiacán, Los Tigres, Los Rayados, Los Quetzalcoatlis de Chuchupenco, etc y la realeza mas celebre de América en conjunto con Francia.

[editar] Véase también

Herramientas personales