Caín y Abel

De Inciclopedia

Saltar a: navegación, buscar
¡Ups! ¿No estarás buscando el artículo Abel Nightroad?


Gatito.jpg ATENCIÓN: Este artículo puede poner su alma en peligro
Cada vez que alguien lo lee, Dios mata un gatito.
Cita3.png...y Set, no se olviden del buenazo de Set.Cita4.png
Set, el otro hijo de Adán y Eva que a nadie le importa.
Cita3.pngYo no le golpeé. Fue él el que puso la cabeza en el palo.Cita4.png
Cani Caín sobre la muerte de su hermano.
Cita3.pngEres más malo que Caín.Cita4.png
Tu padre sobre el carbón que había debajo del árbol de Navidad.
Cita3.pngSi no me Caín. Me tiraron.Cita4.png
Tonto haciendo un amago de chiste.
Cita3.pngNunca toleraré vergonzosas teorías de conspiración. ¿Soy yo acaso el guardián de mi hermano?Cita4.png
Caín hablando de la muerte de Abel.

Caín (Kalhabacýn) fue un tipejo que consiguió el bonito hito de exterminar al 25% de la población del mundo mundial, así del tirón.

Abel (Rhapél) era ese 25%.

Los dos eran hermanos, y ya se sabe, pon a un cuervo a modo de hermano y te sacará los ojos.

[editar] Su infancia y pubertad

Gollumundomingo.jpg

El hijo perdido de Abel

No es de extrañar que Caín fuese un muchacho tan conflictivo. Nunca tuvo ni un sólo amigo y creció con una familia que no tenía ni para ropa. Para colmo, su padre cometió varios delitos de corrupción y estafa. Éste se llamaba Adán Culovaso, y su madre Eva Risto.

Por otro lado, los resultados académicos de estos dos hermanos fueron impresionantes. Acabaron sus estudios en 30 segundos y aún así seguían aprendiendo más y más, como por ejemplo a plantar tomates y no cucarachas.

Cumplidos los 18, la cosa pintaba mal para ellos. Sus progenitores eran los únicos que había en ese momento en el mundo, por lo que lo tuvieron bastante chungo para ligar, aún más cuando la única mujer del mundo era su madre. Un capítulo perdido del Génesis narra como Abel tuvo una aventura con su madre, con la que tuvo un hijo más feo que pegar a un padre. Tal aberración no pudo sobrevivir más de una semana y murió de cáncer de nariz.

[editar] Su vida de adultos

Sus albondigosidades y sus brillantes carreras les inspiraron para que cada uno hiciese un trabajo bastante bien remunerado y con futuro.

Abel era un Ingeniero de Caza Industrial por la Universidad del Este del Edén y Caín un Ingeniero Agrario Termoforestal por la Universidad del Suroeste del Edén. Eran felices, tenían un trabajo, un salario, una vivienda digna (por aquel entonces no había chalets con campos de golf, sólo árboles con peras) pero no estaban satisfechos sexualmente. Recordamos que la única mujer del mundo era su madre y su única esperanza para no tener el complejo de Edipo era el incesto, así que estaban jodíos fastidiados.

Todo fue bastante bien durante varios años, pero Adán fue acusado de agredir a una oveja y fue encarcelado debajo de una piedra durante cinco años. Esto traumatizó a Caín. Abel nunca lo supo ya que estaba gozando de unas vacaciones y de las becas Edensmus. Durante este tiempo, Caín se hizo cargo de su madre, pero nunca la tocó (ya que si lo hacía se quedaba sin postre). Esa necesidad y la despreocupación de Abel empezaron a cabrear a Caín. Como no había Counter Strike para matarse virtualmente y desahogarse, Caín optó por usar otros medios más técnicos.

[editar] La tragedia

Cainabel.jpg

Caín dando un garrotazo a Abel con una especie de periódico o palo rancio

Dos años después de la salida de la rocoprisión de Adán y de la vuelta de Abel de la beca Edensmus, los dos hermanos se disponían a realizar varias ofrendas a Dios. Caín le dio cardo con berenjena a la plancha y Abel le dio una parrillada de cordero y ternera, así que Dios, que no es tonto, eligió la ofrenda de Abel y mandó a freir gamusinos a Caín. Éste se enfureció taaaanto que agarró una mierda de palo o un chisme para dar garrotazos (la pintura de al lado no ayuda, oiga) y le rompió la cabeza a Abel, para que no hiciera más ofrendas. No contento con esto, se subió a un árbol y le pegó una pedrada.

O sea que lo que hizo fue conseguir el monopolio de las ofrendas, que como todo el mundo sabe, crear un monopolio es el primer paso para dominar el mundo. Como esa actividad no goza de muy buena fama, se suele clasificar a Caín relacionándolo con el mal. Aún así su situación no mejoró mucho, ya que Dios le obligó a vagar por el extrarradio del culo del mundo, que está un poco más lejos que el Quinto Pino. Se dice que aún sigue dándole a la vagancia.

[editar] La vida de Caín

Uno de los cuatro primeros habitantes de la tierra (siendo los otros tres su padre, su madre y el buenazo de su hermano) y según fuentes poco fiables , el primer malo de la historia. Un ser rechazado y odiado por la sociedad e inclusive su familia (que, mira tu por donde, eran lo mismo) hasta tal punto que acabó follándose matando a su hermano para llamar un poco la atención...Para algunos filósofos de nuestra época, como Marx, fue el primer luchador de la clase obrera.

[editar] Vida y algo más que se me ocurra

Estando Adan y Eva expulsados del paraíso y sin nada mejor que hacer (Dios sabe que hubiera sido de nosotros si nuestros padres hubieran tenido conexión a internet) decidieron probar suerte en la lotería del amor y he aquí que tuvieron gemelos. Ya en el útero, Eva notaba las grandes diferencias que había entre los dos.

Nuestro ginecólogo pudo apreciar como uno de nuestros hijos tenía mas cojones inquietud que el otro

Como en aquel tiempo andaban cortos de vocabulario, los llamaron Abel y Caín, sin saber que existían nombres más agraciados como Manolo y Antonio. Ambos crecieron sumidos en una profunda rivalidad ante cualquier aspecto cotidiano. Si por ejemplo Abel traía a casa un bonito borrego para cenar, Caín se ponía furioso y minutos más tarde traía un mamut en escabeche de quitarse el sombrero. Está rivalidad estuvo presente también el ámbito deportivo, dónde el pringao de Abel era socio del F.C Éufrates y Caín hacia sus pinitos en el prestigioso F.C Tigris. Pero donde más se pudo apreciar la fuerte rivalidad entre los hermanos fue en el ámbito pringoso religioso. Aunque seguidores de un mismo Dios, cada uno intentaba lamerle el culo congraciarse de sus favores a través de los más esquisitos sacrificios. El muy capitalista de Abel mataba borrego tras borrego (no confundir con este) al día y se los comía ofrecía a Dios cociéndolos al baño maría. Pero el pobre de Caín, que se gastaba todo su sueldo de obrero en vicios, quemaba los rastrojos del jardín y algún que otro pimiento. Imaginaros el pestazo que eso tendría que emanar hacia el cielo para que Dios arruinara su cosecha de aquel año,que ocupaba toda la actual Arabia.

[editar] Fuentes y referencias

  • La Biblia, edición infantil (+3) de 500 páginas (Vocabulario básico. Sexo censurado).
  • Toña Mª Riubert: La Biblia, un tocho infumable.
  • George Rudolf: The funnybible +18 (With sex scenes!)
Herramientas personales