Comida chilena

De Inciclopedia

Saltar a: navegación, buscar
Apto para extranjeros ARTÍCULO APTO PARA EXTRANJEROS
Este artículo trata de un tema local de Chile,
pero para entenderlo no hace falta tramitar la visa.
Si lo va a editar, por favor, asegúrese de que se mantenga así.

La comida chilena es, como su nombre lo indica, la tradición culinaria de esta larga y angosta faja de tierra llamada Chile, aunque en realidad podría llamarse cocina internacional porque tiene influencias indígenas, de España, Italia, Alemania, Tuvalu Ulterior, y algunos otros 90 países.

En su país es la fuente de alimentación por excelencia de la población, exceptuando el 98,7% que come en Burger King, McDonalds, La Piccola Italia y el Chancho con Chaleco. Tal es su influencia en la identidad nacional que la mayoría de los restaurantes de comida chilena están atendidos por chinos, peruanos y palestinos, con una clientela principalmente europea.

Sangurucho
Churrasco italiano en tamaño infantil.



[editar] Pirámide nutricional chilena

En su camino a transformarse en potencia alimentaria mundial, Chile elaboró su propia pirámide nutricional, concibiendo un esquema que, al igual que la dieta mediterránea, fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la FAO y el doctor Leandro Gao. Son sus componentes:

Piramide-alimenticia
Pirámide nutricional chilena. Fuente: Ministerio de poca Salud.
Wikilogo botante Para los interesados en la versión
menos seria y verídica, Wikipedia
tiene un artículo sobre:
Gastronomía de Chile


  • Grupo empanadoso: como su nombre lo indica, compuesto por empanadas y otras masas rellenas que explican el enorme desarrollo del mercado de sales de fruta y antiácidos en tabletas en Chile.
  • Grupo grasoso, compuesto por carnes de vacuno grasas, cartílagos y nervios procedentes de la vaca, el chancho y las aves de corral.
  • Grupo chocloso: integrado por las humitas, el pastel de choclo y otros derivados del maíz que normalmente se ponen de moda en el verano y algunos confunden con el postre al ponerle azúcar en vez de sal.
  • Grupo tragoso: toda clase de bebestibles nacionales como el mote con huesillos, el fanshop (cerveza con gaseosa de naranja), la tradicional piscola y otras preparaciones pensadas en aplacar la sed y meterle verso a las mujeres.
  • Grupo licuoso, consistente en todo lo anterior licuado en forma irreconocible, con platos tales como la cazuela, el charquicán, los mariscales, etc.

[editar] Características

Autodenominada cocina criolla, esta gastronomía se caracteriza por sus platos muy sabrosos (nos referimos a la comida, no al pedazo de loza) gracias a la mezcla aleatoria de ingredientes de diferentes tipos, entre los que destacan el ají (Chile), la fruta confitada, la papa, el vacuno del monte de una suavidad similar al roast beef, la quinoa (bueno, pocos la conocen, pero siempre la citan), productos del mar y otros de origen extraterrestre.

Otro aspecto importante es que Chile es el segundo mayor consumidor mundial de pan. Por ejemplo una familia de 5 integrantes gasta aproximadamente unos 10 kilos de pan al dia, ya que cada uno come pan al desayuno, al medio dia, al almuerzo, a la "once" (imitación de la hora del té en Inglaterra) y en la cena. Ello explica la muy frecuente aparición de fenómenos tales como el guatón que sale en lost, las cantantes gordas de la televisión y a Kevin de la serie Amango.

Dado el alto nivel de carrete en el país, no es de extrañar que estos platos se sirvan acompañados de bebidas alcohólicas como el vino, la piscola, el fanshop (para los que aparentan de no alcohólicos), y bajativos como la menta frappé y la manzanilla (pequeña manzana llena de aguardiente al 98% que se traga de una vez).

Desde el punto de vista geográfico, la cocina chilena refleja la condición alargada y angosta del país:

  • Cocina del poniente.
  • Cocina del oriente.
  • Nortina.
  • Del Centro.
  • Sureña.

[editar] Comida nortina

Al ser el norte tierra desértica rica en minerales, la comida se basa en alimentos ancestrales de las tribus nortinas como el jote (hermano menor del cóndor que cae a golpe de piedra), mariscos sazonados con fuel oil, ratas conejos, entre otros ingredientes. A pesar de la escasez de componentes, la gastronomía del norte se las ingenia para ofrecer una amplia variedad de platos (unos 1.800), de los cuales destacaremos las siguientes recetas:

Almejas al arsénico

Palometa
En la comida chilena se usa mucho el pescado, las aves y experimentos transgénicos.

Ingredientes: 1 kilogramo de almejas al arsénico, 250 gramos de alquitrán, 5 cucharaditas de aceite de oliva, y un caldo de pollo. En verano puede agregarse una pequeña porción de medusa de la que bota la ola.

Preparación:

Si es posible, recoger las almejas directamente de su fuente, siendo lo más recomendable las que viven bajo algún muelle mecánico de una industria química. Se las abre, comprobando su data de muerte cerca del siglo XVII, mientras en una olla más bien grande se forma el caldo de pollo con abundante agua y el aceite a fuego lento. Al momento de hervir el caldo se depositan en él las almejas y se dejan cocer por 20 minutos. Se sirven las almejas y el caldo en porciones iguales en plato hondo y luego se decora con el alquitrán que debe estar a punto de ebullición.

Beefsteak de jote

Ingredientes: 1 o dos jotes desplumados, pebre, papas cocidas.

Preparación:

Se matan el o los jotes a punta de piedrazos o con artillería antiaérea (dependiendo del tamaño del plumífero). Luego se los apalea durante 5 horas con un martillo hidráulico, se los filetea y posteriormente asa a la parrilla (a gas, porque carbón o leña en el norte no hay). Cuando ya está al punto de cocción del gusto de los comensales, se le agrega también a gusto el pebre (especie de guacamole sin palta pero con el triple de ajo). Se acompaña con unas 15 papas de medio kilo cada una y si no hay platos se puede servir en el suelo o sobre una silla.

Estofado de vicuña

Ingredientes: 1 vicuña (suerte de camello sin los estanques de agua), un palo largo, sal y chela

Preparación: se viaja a una reserva nacional y escapando sigilosamente de los guardias se intercepta a una de las aproximadamente 25 vicuñas que van quedando con un dardo anestésico. Luego se le quita la piel y de esa forma es atravesada en forma longitudinal con el palo largo para poner el animal al spiedo sobre un quemador a gas industrial (recordemos que no hay leña ni carbón). Mientras se aprovecha de emborrachar a comensales con pisco sour o mango sour se va girando el animal en el sentido del reloj (ojo, porque en la dirección contraria se pone más crudo e incluso puede revivir), momento en que se aprovecha de tirarle la cerveza, como ofrenda a la Madre Tierra. Cuando está al punto de cocción de gusto de la concurrencia, se va cortando en trozos y cada cual le pone sal de acuerdo a su presión arterial específica. Un verdadero lujo.

[editar] Comida de la zona central

En los ricos valles centrales de Chile se encuentra una gran variedad culinaria, que se acompaña con enormes cantidades de vino para que el ebrio en cuestión no sepa distinguir los ingredientes y los sabores de la comida.

Gran influencia ha ejercido en esta tradición gastronómica el huaso o guaso, discrepando los autores. Se trata de la copia feliz del cowboy de Estados Unidos, siendo el principal competidor del gaucho del Atlántico sudamericano. Acostumbra tirar las vacas sobre la parrilla y esperar a punta de vino y guitarra que salga algo presentable del fuego.

Entre otras, destacan en este tipo las siguientes preparaciones:

Humitas

Ingredientes:

Muchas corontas de choclo (maíz), mano de obra en abundancia, cebolla, azúcar o sal.

Preparación:

Se agarran los choclos y se saca el maíz con unas 30 personas para cuatro porciones. Este trabajo debería durar unas seis horas. Luego, se toma el choclo molido y se lo deposita dentro de una compactadora mecánica, agregando previamente la cebolla todo mezclado (si no se llora, es necesario sintonizar la teleserie venezolana de turno). Luego hay que cortar en rectángulos perfectos el resultado y en porciones aceptables (de dos kilos cada una). A continuación se las envuelve luego en su propia cáscara, que viene a ser la metáfora de la vida del choclo (su tumba fue alguna vez su protección). Luego se calientan al agua (duran 20 años congeladas), previamente amarradas con cuerda para que no se desarmen. La gracia es que el comensal se queme las manos al tratar de abrir tan complejo envoltorio de una de las verdaderas delicias de la comida chilena. Con los dedos que no quedan deformes se agrega sal o azúcar a gusto.


Anticuchos

Su nombre viene del tuvalí anti, contra; cuchos, gatos.

Ingredientes: 2 o 3 gatos, cebolla, cilantro, aceite y tomate.

Gatoagresivo
Esta es la actitud más probable que presente un gato al saber que será convertido en anticucho.

Preparación:

Se parte por matar a los gatos, proceso que es arduo debido a que hay que cerciorarse de haber dado término a las siete vidas de cada uno. Con las extremidades que no hayan resultado mordidas y arañadas se procede a despellejar a los felinos y luego cortar en cubos la carne de los mismos, untarlos en una mezcla de cilantro, aceite y otras especias aromáticas, y atravesar luego los pedazos en brochetas metálicas denominadas fierritos. Las brochetas se ponen luego a la parrilla. Llegado el punto de cocción de gusto de la concurrencia, se sacan las brochetas, cuya carne puede ser consumida con platos y cubiertos pero también al pie de la parrilla. En ambos casos la principal preocupación es no clavarse el gaznate si no se quiera terminar hospitalizado o bien iniciar carrera en el bello arte del tragasables.


Cazuela de ave o vacuno

Ingredientes: un pajarraco o carne de osobuco (vacuno), 200 ingredientes más.

Preparación:

Cazuela ave
Preparar la cazuela requiere mucho cuidado: aquí se les olvidó pelar la gallina.

Este plato, de origen español y denominado en la península Olla Podrida (no vamos a abundar en detalles de porqué se le llama de esa forma), puede basarse en una presa de pollo o de cualquier pajarraco más o menos grande como un avestruz o un terodáctilo, o bien en una carne de vacuno denominada osobuco cuya principal característica es quedarse atrapada en la juntura de las muelas.

En el caso de la cazuela de vacuno, primero hay que hervir el osobuco durante unas 5 horas en un reactor de fisión de unos 500 MW, junto con los 50 ingredientes que conforman el caldo y que son secretos igual que la fórmula de la Coca Cola. Luego, cuando la carne está a punto de ser desintegrada, se la saca del reactor junto con el caldo y deposita en una olla grande junto con papas cocidas, choclo y fruta confitada, entre otros 147 ingredientes. Finalmente se cocina este caos culinario durante 5 horas a fuego lento. Se sirve acompañado de Chile y un par de litros de vino por cada comensal.

Respecto de la cazuela de ave, la preparación es muy similar cuidando de retirar la piel del ave o pijama, que para algunos comensales resulta nauseabunda, aunque siempre es un rico aporte de colesterol.

[editar] Comida del sur

En el sector septentrional de Chile se da origen a una amplia gama de platos de tradición mapuche, monegasca y de Chiloé (una isla que vendría a ser Sicilia en Italia o Creta en Grecia, pero con un frío de recagarse). Revisemos algunos de sus platos principales.

Curanto

Su nombre proviene del mapudungun y significa "agujero apestoso".

Curanto olla
Tio1.jpg tomando clases de curanto de olla en Chiloé.

Ingredientes: un hoyo en Chiloé, piedras, mariscos, embutidos, carne de pescado, de vacuno, de chancho (cerdo), de pollo y de tigre dientes de sable, hojas de nalca (hojas verdes del tamaño de un bus), las omnipresentes papas, entre otros.

Preparación: se cava un hoyo con una profundidad levemente inferior a la napa de agua subterránea (para que no se mojen los ingredientes). Si se encuentra petróleo las ganacias se reparten entre los comensales. Suponiendo que ello no ocurre, se cubre el agujero con piedras previamente calentadas en un horno microondas al rojo vivo. Luego se van tirando los ingredientes por tipo en distintas capas, separadas por las hojas de nalca o con lo que fuere (por ejemplo, papel higiénico). Cuando se llega al límite se tapa todo simulando una olla a presión, a veces explotando, lo cual es aprovechado para el lanzamiento de satélites artificiales.

Existe una variante mucho menos limpia, práctica y rápida, que consiste en preparar el mismo curanto pero en una olla de grandes dimensiones.

Entrada de locos

El loco (conchanepas conchanepas) es un molusco exclusivamente chileno, que pasa casi todo el año en veda.

Ingredientes: cantidad de locos a elección (si están en veda se pueden reemplazar por orates de verdad), mayonesa y salsa verde (mezcla de cebolla con cilantro).

Preparación: se desconchan los locos, se apalean durante dos días y luego se cuecen en olla a presión por cinco días con sus noches. Se sirve con mayonesa o salsa verde a gusto del comensal. Si en la preparación se utilizan orates de verdad se sacan los locos con camisa de fuerza del sanatorio correspondiente. A continuación se los deja relajados mediante electroshock y se cuecen al vapor en un baño turco durante dos días. Luego se sirven tibios con mayonesa o salsa verde.

Sopa Chilota de pescado seco

Actualmente se discute el origen de la receta original. Algunos autores señalan que es eminentemente chilena. Otros expertos los refutan señalando que la preparación es de origen hebreo o del Sahara.

Ingredientes: cualquier pescado (atunes y tiburones inclusive), caldo de mariscos.

Preparación: primero se deshidrata el pescado en el laboratorio secreto más cercano. A continuación se calienta el caldo de mariscos en una olla mediana. Cuando está listo el caldo, se sirve el pescado (sin escamas) en plato aparte porque como su nombre lo indica, el pescado es seco.

[editar] Lugares de atractivo gastronómico en Chile

Cita3Suave la mayoCita4
Mozo diciéndole al maestro sanguchero que disminuya la dosis de mayonesa.

El país cuenta con una serie de lugares de gran valor turístico y gastronómico, amén de su notable tinte folklórico, en los cuales puede disfrutarse la extensa gastronomía chilena:

  • El Mercado: se trata de un lugar con olor a mariscos podridos en el cual se reúnen los ebrios a desayunar productos del mar tales como algas venenosas, medusas y peces globo, sea luego de una festividad relevante como el Año Nuevo o cualquier día del año, para reponer fuerzas. Característicos del mercado resultan los cantantes populares, que normamente interpretan piezas de Ravel, Strauss, Haendel y con menos frecuencia un lieder de Schubert.
Fuentesoda
Productos típicos de una fuente de soda.
  • La fuente de soda: no se encuentra soda, pero aquí se expende la amplia variedad de sandwiches existentes en Chile. La tradición es que los ingredientes abunden: todo sandwich chileno que se precie de tal debe dejar embetunado el suelo del recinto. En las fuentes de soda brillan sandwiches conocidos como el churrasco italiano, el Barros Luco y el Barros Jarpa, estos dos últimos preparados con una mezcla de tierra y agua. En materia de locales destacan denominaciones nacionales como la Fuente Alemana y la Fuente Suiza y especialmente "El Clinton" en el centro de Santiago de Chile, donde se conserva un vaso de Coca Cola a medio tomar y lleno de moscas, que fuera consumido por ex presidente de Estados Unidos Bill Clinton
  • Puestos del estadio: aquí la punta de lanza gastronómica es el célebre sanguche potito (emparedado de culo), que se consume una vez terminado el partido de fútbol. Se desconoce quién puede prestar el culo para hacer posible el agasajo culinario.
800px-Vibrio parahaemolyticus 01
Estos vibriones hacen cola para entrar en el estómago de los turistas que comieron mariscos crudos.
  • La caleta de pescadores: cumbre folklórica y culinaria de Chile. En las caletas de pescadores se pueden comprar pescados y probar los mariscos crudos junto a un vaso de vino blanco antes de adquirirlos. El gringo suele creer que los productos son extraídos de las aguas cercanas a la caleta. Sin embargo, llegan en camiones ultra tecnologizados con exigentes cadenas de frío luego de 10 horas de viaje, lo cual no evita a los comensales la maravillosa visita al sistema hospitalario chileno a causa de las mortíferas diarreas producidas por el vibrión parahemolítico.
  • Viñas del Valle Central: La Meca para los ebrios, existen verdaderos circuitos turísticos para conocer la vitivinicultura chilena. Destaca el tren de las viñas del valle de Colchagua, con locomotora a vapor: un verdadero festín salvo que se vaya vomitando el vino por la ventana, en cuyo caso el convaleciente además quedará empolvado con el carbón. Otro sector es el valle de Casablanca, que se ubica en la nada que media entre Viña del Mar y Santiago, lo que implica que el sommelier de turno debe circular ebrio por autopistas de 120 km/hr para volver a alguna parte (cualquiera).
  • Parrillada bailable: consiste en un local de dimensiones similares a las de un aeropuerto en el que se disponen mesas como para familias chilenas promedio (20 personas). Los platos más apetecidos son los baldes con pedazos de carne e interiores de vacuno cuya alta dosis de colesterol y grasas no afecta a los comensales debido al calor reinante, cercano a los 37º. A la hora del postre, ya suficientemente ebrios y los que no intentándolo a punta de piscolas, una orquesta comienza a interpretar música tan nacional como la cumbia, el reggaetón y la salsa. Este tipo de locales se utiliza normalmente para las famosas celebraciones de fin de año de las empresas, ocasiones en las que los jefes aprovechan de agarrarles el culo a las secretarias.

[editar] Repostería

Tortas montero
La empresa se ha preocupado de dar una imagen coherente con la calidad de sus productos.

Chile se caracteríza por una gran repostería, destacando los dulces de La Ligua y las famosísimas TORTAS MONTERO de Curicó.

Los dulces de La Ligua (también conocida por sus reputados chalecos, de La Ligua, claro) están marcados por las características de dicha localidad: un tierral seco en el cual constantemente terremotea. Es por ello que la variedad más conocida es el empolvado que se fabrica con el polvo que se levanta al paso de los autos. El dulce además tiene una cualidad telúrica, al destruirse sus ingredientes hechos de mampostería, cayendo la mitad de los mismos al suelo como si se tratasen de muros de adobe o frágiles construcciones.

Respecto de las celebérrimas tortas Montero, sólo pueden ser adquiridas en la super estación de trenes de la metrópoli de Curicó a un anciano de 115 años rescatado de una excavación arqueológica. Compiten directamente con los dulces de La Ligua en cuanto a que un par de mascadas pueden producir una deshidratación severa, razón por la cual se expenden estos productos acompañados de un bidón de agua potable. Luego de la ingesta se debe hacer un lavado dental para evitar que entre las muelas quede el azúcar que viene presentado en tamaño parecido al cristal de cuarzo en bruto.

[editar] Enlaces completamente relacionados

[editar] Enlaces casi nada relacionados


Sombrero huaso ¡Conchesumare! Artículo Chileno Destacado

Este artículo ha sido destacado en la Portada Chilena por la gallá.
¡Se ha ganado el sombrero de huaso de oro!

Herramientas personales