Criptozoología

De Inciclopedia

Saltar a: navegación, buscar
¡Ups! ¿No estarás buscando el artículo Biología?
Cita3.png¡AAAAAAAAAH! ¿Qué demonious es esou?Cita4.png
George Bush sobre la criptozoología
Cita3.pngEs su hija señor presidenteCita4.png
Guardaespaldas por quincuagésima vez en esta semana
Cita3.pngInvestigaciones científicas indican que se ha descubierto un nuevo ser vivo en la InciclopediaCita4.png

La criptozoologia (del griego cryptos, "hackear", zoos, "lugar lleno de animales" y logos, "símbolos que representan cosas") es una disciplina Pseudocientífica que cree investiga la ridicula posible existencia de animales y otras criaturas inmaginarias reales, tales como el Chupacabras, Godzilla, las Ratas gigantes mutantes vampíricas superinteligentes, las virgenes hermosas, los políticos honestos y a seres horripilantes como tu.

Stanleyhenrymorton.jpg

Prototipo de criptozoólogo del siglo XIX. Nótese que no porta el característico látigo de explorador.

Dentro del campo de la química hay un campo similar a la criptozoología que se llama criptoquímica.

[editar] Historia

Todo comienza una noche de tormenta cuando Anthonie Cornelis Oudemans contaba con once años. Estaba en la cubierta de un barco en los mares del sur en un viaje en el que acompañaba a sus padres adoptivos. Una inesperada criatura emergió de las oscuras aguas totalmente cubierta de algas. De su boca salieron unos enigmáticos sonidos que le recordaban vagamente a algo: «¡S O S! ¡S O S!». Pensando acertadamente el joven Anhonid que se trataba de un ser maligno corrió presto a por un remo y le golpeó en la cabeza hasta que rendida la criatura, se sumergió de nuevo en el fondo del oceano. A partir de ese día juró desvelar los secretos que guardaba la naturaleza, además de la fórmula de la Coca-Cola. Ya en su edad adulta formó la Sociedad Criptozoofílica de Londres y sentó las bases para el posterior auge de esta disciplina científica.

[editar] Historia críptida

La industria criptozoologica se vió al borde del derrumbe debido a un error garrafal cometido por el Cuerpo de Elite de la Critozoologia en una de sus misiones más picantes.

La mañana del 15 de Enero de 1984, las tropas armadas conformadas por amigos y familiares del maximo pontifice Benedicto XVI, exploraron la tundra pingüinezca escoltando a los científicos criptozoólogos quienes hacian recorridos rutinarios buscando seres pedantes.

Todos estaban tan distraidos hablando del estilo de vida de tu madre que ninguno se percató que el mismísimo Jesucristo estaba entre ellos. Al ser descubierto, el hijo de Dios dijo: «Uy no, me descubrieron». A continuación, el boina verde del grupo pregunto: «¿Sos mujer?». Y de la primera palmera salió un viejo que respondió diciendo: «Eso ahora no importa, salgan de la piscina y ayúdenme. Hay un bicho raro en mi casa» Los Criptozoologos siguieron al viejo en busca del supuesto "bicho".

Jesús fue con ellos y les dio una toalla a cada uno diciendo: «¡¡¡Séquense con estas toallas que recien salen de la piscina!!!». Al secarse todos notaron una suavidad santa y un divage alucinógeno de la re mil puta. Un criptozoólogo le preguntó al padre nuestro porque las toallas eran tan adictivas. Jesucristo respondió a esto con una risa macabra y luego dijo: «Lo que pasa es que soy Dios»

Ocho horas después, todos se despertaron en la casa del viejo con una fuerte resaca. El viejo se encontraba ahí sacudiéndose como un poseído de Arnold Shuacseneger y gritó: «¡¡El bicho se me metió en el pantalon!!». En ese momento Mark Bohrner, el lider de los criptozoólogos y reconocido violador le ordenó que se sacara el pantalón y le empezó a hacer un analisis tan cercano a la zona pélvica que haría tambalear incluso a la más santa de las monjas.

En el momento de la exploración peneana cayo el equipo SWAT, quienes le dieron manija a todos los presentes. Los criptozoólogos fueron demandados pero ganaron el juicio debido a que Jesús salió en su defensa, invocó a los cuatro fantásticos y estuvieron rompiendo bastantes muebles por un rato. (Al final el hombre elástico se sintió arrepentido y se quedó a limpiar).

Los Criptozoologos quedaron libres y solo tuvieron que pagar las siguientes multas:

  • 100€ por intento de violación y perturbación sexual.
  • 100.000€ por salir de una piscina publica en presencia de Jesucristo.

En cuento al bicho que supuestamente afectaba la ingle del viejo, los cientificos opinan que no era más que una representación física de los rincones más profundos y perversos de la mente humana. Y se recomienda afeitarse la ingle periódicamente para evitar su aparición.

A los héroes que lucharon valerosamente contra el bicho con la ayuda de Jesús se les ha levantado un monumento en su honor.

[editar] Dónde encontrarlos

Los criptozoologos han establecido sus sedes en diversas hamburgerserías y hospitales psiquiátricos, estando su cuartel general de operaciónes en el segundo piso de un reconocido parque de atracciones en Alabama. Eventualmente una multitud se reune en las proximidades de dicho cuartel con la esperanza de que un oficinista se asome por la ventana y le comunique al mundo el significado de la vida. Pero los ciudadanos se han visto frustrados ya que lo único que se ve cada tanto es una promiscua vieja que intente huir suicidamente por la ventana gritando: «Llamen a la policia, me van a dar manija».

[editar] Futuro de la criptozoología

Expertos opinan que si el pueblo supiera más sobre los verdaderos propositos de la criptozoología, todos viviríamos más preocupados y con un temor a que la gente piense que uno es un hijo de reputa madre que lo reparió.

[editar] Descubrimientos

Yeti2.jpg

Recreación artística de un yeti abrazando a un ex-cursionista. Ya está un poco harto de que le saquen fotos y no le paguen roaylities.

Sin duda alguna el descubrimiento más sonado por parte de esta disciplina científica ha sido el hallazgo allá por el año 1932 de un extraño pez que se consideraba extinto. Para mayor decepción hay que decir que ni tiene garras, ni come niños y ni tan siquiera parece endemoniado. Se trata del apacible y pacífico celacanto. Desde ese momento el movimiento iniciado por Anthonie Cornelis Oudemans vivió una época de esplendor pero tras gastarse todo el dinero en la busqueda de un koala pigmeo solicito ayuda a un biólogo Holandes. Se trataba de Van Helsing, conocido estudioso de las costumbres del perezoso arborícola. Trataron durante años de encontrar pruebas de la existencia del yeti, lo único que descubrieron fue que los monjes budistas tienen menos paciencia de lo que parece. A continuación una grabación que guardó Van Helsing sobre una conversación que tuvieron con el monje más anciano de toda Katmandú:

Dígame buen hombre, ¿ha visto usted al yeti?
Rotundamente sí, digo no... No le puedo contestar a esa pregunta.
¿Y por qué no?
—Porque el yeti vendrá a pegarme.
Así que reconoce que existe...
No, no, yo no he dicho eso.
Sí que lo ha dicho.
Muchacho, déjeme que le explique algo sobre la filosofía budista...
(Ruidos de goples y platos rotos)

Con la muerte accidental de los dos investigadores tras precipitarse desde la cara norte del monte Everest, la criptozoología se encuentra en punto muerto, como su inventor.

[editar] Bestiario de criaturas criptozoológicas

[editar] Criaturas acuáticas

Buceador.jpg

El monstruo del Lago Ness en todo su esplendor.

Kraken barco.jpg

Kraken comiendo pastel durante su fiesta de cumpleaños.

[editar] Criaturas aéreas

[editar] Criaturas terrestres


[editar] Criaturas humanoides

[editar] Artículos relacionados

Wikilogo botante.gif Para los interesados en la versión
menos seria y verídica, Wikipedia
tiene un artículo sobre:
Criptozoología
Herramientas personales
Otros idiomas