El Estado de Mordor contra Frodo Bolsón

De Inciclopedia

Saltar a: navegación, buscar
Gandalf pergamino.jpg

"¡Coño! Según esta ley de la Segunda Edad puedo darle una paliza a un hobbit cada semana"

Cita3.png¡Protesto señoría! Eso de ahí no es un hobbitCita4.png
Abogado sacándose un as de la manga
Cita3.pngCálmese letrado, lo que está apuntando con el dedo es su zapato izquierdoCita4.png
Juez con muchos años de experiencia

El Estado de Mordor contra Frodo Bolsón fue un curioso y poco conocido caso judicial ocurrido a finales de la Tercera Edad. Muchas discusiones dentro de la jurisprudencia más prestigiosa ha generado esta obra y es usada como ejemplo en las clases de práctica jurídica más prestigiosas. ¿Es legítimo propietario del Anillo Único el señor Frodo Bolsón? Ihreing afirma que no. Pepito de los Palotes cree por el contrario que sí.

[editar] Escrito de la acusación

HECHOS

PRIMERO.— Don Sauron, con vecindad civil en Mordor (Barad Dûr); nacido antes de la existencia del Tiempo y con edad para contraer matrimonio interpone denuncia contra el señor Frodo Bolson como consecuencia de un hurto con alevosía, ensañamiento y quebranatimiento de los derechos de propiedad.

SEGUNDO.— Afirma mi representado que Frodo fue ayudado por un hobbit seboso; que el anillo le fue arrebatado primero por Isildur, que éste lo perdió en los Campos Gladios cuando una incursión orca acabó con su miserable vida; que luego se lo encontró otro hobbit aún más asqueroso (note su señoría la maldad que anida en esta raza), que el hobbit lo retuvo durante 500 años en una montaña hasta que apareció otro asqueroso hobbit; se lo robó y lo retuvo durante 60 años. Todo esto provocó un daño físico (sin el anillo mi defendido tardó mucho en tener forma corpórea definida) y mental (por las noches tiene pesadillas y sueña que un hobbit le acaricia por la espalda).

TERCERO.— Mi representado puede que sea algo malvado. Sí, hay que reconocer que odia a las razas libres de la Tierra Media. Pero se defiende y afirma que el título de Señor de los Anillos es incierta, ya que no tiene ni uno. Anda con uno de plástico para no deprimirse. Y puede también que en el pasado le hiciera la guerra a los Valar y a los elfos. Pero eso es agua pasada.

CUARTO.— Por favor, tengan en cuenta todas estas alegaciones, devuélvanle el anillo o me matará.

QUINTO.— Aprecio mucho mi vida, de verdad. La muerte no es una opción. Tengo hijo y mujeres a los que alimentar.

MEDIOS DE PRUEBA
Rubias locas.jpg

Dos miembras del jurado en el momento justo en que recibieron un SMS de Sauron lleno de amenazas de muerte.

1.— El testimonio de 445.211 orcos que declararán como testigos del robo cometido.
2.— Las cintas de las cámaras de vigilancia de la cueva donde Don Gollum sufrió el feroz ataque del hobbit ladrón.
3.—
Veinte toneladas de oro para el Tribunal.
4.— La palabra de honor de Don Sauron de que aunque la sentencia no le sea favorable no comenzará la conquista de los Reinos Libres.

SUPLICO AL JUZGADO DE RODILLAS SI HACE FALTA: Que tenga por presentado este pergamino, junto con sus documentos y runas mágicas, se sirva admitirlo, me tenga por parte en la representación indicada, mandando se entiendan conmigo las ulteriores diligencias, y teniendo por interpuesta esta ACUSACIÓN de juicio ordinario, seguido a instancia de Don Frodo Bolsón, se acuerde, tras los trámites mágicos oportunos, dictar sentencia que declare la existencia y compensación de créditos, descritos e indicados en el cuerpo del escrito, así como la obligación del hobbit de devolver el anillo y dejarlo sólo en una habitación con mi representado, el llamado Don Sauron, no procediendo la imposición de intereses de demora; y, condene al demandado a estar y pasar por esta declaración, con expresa imposición de costas a la parte demandanda.

[editar] Escrito de la defensa

HECHOS

PRIMERO.— Frodo Bolsón; con vecindad civil en Hobbiton (Bolsón Cerrado, La Comarca); nacido el 22 de septiembre de 2968 de la Tercera Edad y con edad para contraer matrimonio manifiesta que: estando en la completo posesión de su juicio afirma ante el Juzgado de Instrucción Nº33 del Circulo de los Valar, que el Anillo Único se lo entregó su tío-abuelo antes de chochear del todo.

SEGUNDO.— Afirma que Don Sauron y, menos todavía, Don Gollum no tienen ningún derecho real sobre él, y que la posesión durante el intervalo de tiempo de 20 años le hace propietario mediante la usucapión ya que fue de buena fe. Y ya de este modo, su tío Bilbo Bolsón, hombre afamado en La Comarca, se lo encontró en las Montañas Nubladas, por lo que por tal razón es una res nullius ocupado (cosa sin dueño).

Sauron disfraz.jpg

Frodo solicitó una orden de alejamiento contra Sauron. Lástima que sus años de voyeurismo le alargara la vista hasta el infinito.

TERCERO.— Mi defendido afirma que las denuncias interpuestas por Gollum y Sauron son carentes de razón y formuladas con la intención de menoscabar su honor personal.

CUARTO.— El señor Bolsón es un hobbit, raza algo cabrona, pero no por ello hay que juzgarlos maliciosamente.

QUINTO.— El muy estúpido me ha pagado por adelantado, muestra de su honradez y bondad.

MEDIOS DE PRUEBA

1.— Los testimonios de Marco Polo, Pinocho y el Oso Yonki. Todos ellos con una sustentada reputación en la veracidad.
2.— Los antecedentes penales de mi defendido, donde aparte de unas violaciones y asesinatos, nada hay sobre robos o hurtos en su pasado.
3.— Una manzana mordida que llevo en mi maletín, amen de algunas uñas de orco.
4.— Un ticket de compra en Middle Earth Planet.

SUPLICO AL JUZGADO: Que tenga por presentado este pergamino, junto con sus documentos y runas mágicas, se sirva admitirlo, me tenga por parte en la representación indicada, mandando se entiendan conmigo las ulteriores diligencias, y teniendo por interpuesta CONTESTACIÓN A LA DEMANDA de juicio ordinario, seguido a instancia de Don Gollum y de Don Sauron, se acuerde, tras los trámites mágicos oportunos, dictar sentencia que declare la existencia y compensación de créditos, descritos e indicados en el cuerpo del escrito, así como la extinción parcial de la obligación de mi representado del pago de un kilo de tomates verdes, no procediendo la imposición de intereses de demora; y, condene al demandante a estar y pasar por esta declaración, con expresa imposición de costas a la parte demandante.

[editar] Consecuencias del proceso

Anillo abridor.jpg

La razón de que todo el mundo quisiera el anillo.

El pobre Frodo acudió a la corte de Rivendel donde el juez Elrond le condenó en primera instancia a pagar una multa de mil monedas de oro y a devolver el Anillo. Harto de su picapleitos de pueblo, se lo jugó todo contratando a un abogado alcoholico al que le había abandonado su mujer para recurrir en segunda instancia.

Era ni más ni menos que Gandalf el Recusador de Valinor. Éste en un movimiento brillante, contrató a un grupo de testigos falsos como un elfo yonki (el que a cambio de un gramo de caballo vendió su reino en lo más profundo del Bosque Negro), un enano (muy acomplejado ya que medía más de un metro cincuenta), unos hobbits hippies, un gondoriano (que sólo sabía decir «No padre, sólo son unos amigos. ¡Padre! ¡Yo también tengo derecho a pasarlo bien!» y un dunadan sospechosamente parecido a Alatriste.

Tras acudir al Muy Alto y Oscuro Tribunal del Monte del Destino perdieron de forma miserable por lo que los hobbits que le acompañaban como espectadores sacaron su vena más cruel y mataron a los acusadores, los arrojaron a la lava y les destrozaron las casas.

Eso sí, durante la batalla, Frodo perdió un dedo al intentar enganchar a Sam por detrás para que no resbalara y cayera en la lava. Sam apretó tan fuerte las nalgas que se lo arrancó de cuajo.

[editar] El secreto de Frodo

Gandalf sexy.jpg

Gandalf en una de sus famosas maniobras de distracción del jurado.

En el año 2 de la Cuarta Edad un periodista elfo llamado Braguil Tampax se encontró por casualidad con unos documentos secretos en Minas Tirith mientras investigaba el juicio para escribir un libro. En ellos Frodo Bolsón confesaba un secreto que se había mantenido oculto durante años, algo tan terrible que cuando el pobre Braguil leyó por segunda vez el documento en la tranquilidad de su hogar en los Puertos Grises sufrió un derrame cerebral y se quedó vegetal sólo pudiendo decir la frase "Dios mío, es terrible". Al pasar el tiempo, según la entonación con la que la pronunciaba, la cadencia y acentuación, sus familiares que lo cuidaban sabían cuando se había cagado encima.

Este secreto que debió permancer oculto, volvió a salir a la luz en el año 19 de la Cuarta Edad cuando un psiquiatra, Sigmund Froil, se interesó por tan singular caso. Mientras cuidaba del paciente se puso a revisar sus trabajos y se encontró con el documento maldito. Impresionado, bajó el árbol a toda prisa, se torció el tobillo y aterrizó sobre su despejada cabeza. Dos vidas se había cobrado la maldición del hobbit.

¿Qué es lo que guardaba tan celosamente Frodo? Nunca los sabremos, según algunos sabios de Lorien, se trata de que Gandalf era su padre. ¿Pero cómo es esto posible? ¿No debería de medir por lo menos más de un metro? Sí y no, dicen los sabios, ya que creen que tal vez Frodo tuviera una capacidad sobrehobbítica de aprovecharse de la perspectiva de sus observadores para aparentar ser más bajo de lo que lo era en realidad. De todas formas esto no es más que una especulación nacida de la mente ociosa de unos elfos milenarios sin nada mejor que hacer.

[editar] Textos jurisprudenciales para apelación


Cervantes.jpg

Artículo destacado

Este artículo ha sido destacado en la Portada por decisión popular.

Los rumores sugieren que sus autores fueron instruidos
por el mismísimo Miguel de Cervantes.

Herramientas personales