Heinrich Himmler

De Inciclopedia

Saltar a: navegación, buscar
Heinrich Polito Himmmmmmmler fue un ideólogo y benefactor del pueblo judío, y uno de los principales integrantes del nazismo, pese a tener un grado relativamente avanzado de retraso mental. Es también padre, sino por lo menos abuelo, de cierta gorda neonazi Angela Merkel.
Himmler.jpg

Himmler mirando el gusano de Hitler

[editar] Infancia y primeros años

Nacido en un sitio desconocido y abandonado en un tacho de basura, fue adoptado por una familia de clase media imbécil de Baviera. Su padre adoptivo era un estrictísimo maestro de una escuela de travestis, muy aficionado a coleccionar cosas de travestis. E inculcó en el pequeño Heinrich el amor por los travestis germánicos, la devoción por el orden, los porros, la extrema limpieza de ano y la administración de Inciclopedia eficiente. En su familia lo llamaban por sus diminutivos Heini o Heidi. Preferentemente lo llamaban Heidi, en una esperanza de que se dedicase a la misma profesión de su padre. Mas el pequeño no quiso: No era bueno hacerse travesti, para eso directamente se hacía la operación de cambio de sexo. Pero en aquella época no existía, por lo que tuvo que ir a la escuela pese a sus numerosas enfermedades. Entre otras cosas, de niño Heinrich padeció tuberculosis, problemas estomacales, SIDA, VIH, dolores anales (Vaya uno a saber porqué) y sobre todo un importante Síndrome de Down que quedaba latente al ver sus ojitos achinados... sin ofender a chinos ni a downs... La cuestion es que tras egresar de la primaria... entró a la secundaria.

[editar] Adolescencia y Juventud

De adolescente Himmler era un auténtico cabrón. A duras penas pudo egresar como Bachiller en Ciencias de la Necrofilia y pidió enlistarse para irse a luchar a la 1° Guerra Mundial, pero fue rechazado por weón, y porque era muy miope, no veía una zanahoria a diez cm. Tras ese fracaso inicial, estudió en Harvard como agrónomo, egresando con una licenciatura en zoofilia, trabajando luego como travesti, porque otro empleo no había, pero cumpliendo de esta manera el sueño de su padre.

9rty50.JPG

Oh, no Japón, lo has vuelto a hacer de nuevo...

[editar] Comienzos en el Partido Nazi

Cuando sucedió el Ptusch de Munich, Himmler todavía seguía trabajando. Iba caminando por una calle de la bella ciudad de Munich cuando escuchó detrás suyo una turba enfurecida de bábaros queriendo tomar el poder, y detras de esa turba un grupo de policías frustrando el intento de golpe. Heinrich fue apresado pero bien tratado, dado que como todavía estaba maquillado, fue confundido con una señorita. NO obstante, el comisario se enfureció muchísimo cuando desnudó a Heinrich y vio... ciertas comprometedoras cosas... NO se imaginan cómo tuvo que succionarle la polla Himmler al comisario para poder salir. pero no salió de inmediato, hasta que aceptó chupársela fue encerrado en una oscura y fría celda al lado de un tipo de bigote cuadrado que quizo propasar con ella... con él, perdon.

Tras explicarle que en realidad era un hombre, Himmler conoció al tipo ese que lo había intentado violar: Adolf Jitlerinski. El bigotudo le habló a Himmmmler para que se uniese a su partido político, donde había lugar para todos, sin importar su condicion sexual, su trabajo sexual o su orientacion sexual. Con la peluca rubia en la mano derecha y el maquillaje rosado en las mejillas desgastándose, Himmler lo pensó unos segundos... Y bueno, dale, total, que se pierde dicen que le dijo Himmler a Hitler, y así obtuvo su carnet de afiliado del partido nazi. Su número de afiliado era el 2: Hitler era el 1°.

[editar] Actuación en el Partido Nazi

Himmler sabía que para agasajar a los judíos tenía que crear espacio especiales para ellos, pero para enviarlos a esos espacios había que crear todo un plan de infraestructura. Con ese fin se creó el Orient Express, un tren de lujo exclusivo para todos los judíos que pudieran conseguir. De esta manera, y de una forma completamente gratuita, los judíos viajaban a través de toda Europa, visitando algunas de las más famosas ciudades como ser París, Nuremberg, Ulan Bator, Madrid y Caracas, y todo completamente gratis. Como si fuera poco, la comida era preparada por uno de los chefs más renombrados del momento.

Esa fue principalmente la principal obra gubernamental de Himmler, que también creó el Subte de Berlín, que en aquel entonces era una red de narcotráfico y contrabando de chupetines. Luego de eso, se le acabaron las ideas y se fumó un porro para ver si le aparecían más, pero no, así que continuemos con la siguiente sección.

[editar] Batalla de Berlín

Un día, Himmler estaba durmiendo desnudo sobre una calle de Berlín, cuando una bomba que calló a su lado le hizo despertar. Es curioso, porque si la bomba calló, significa que calló, o sea, hizo acto de callarse, y por ende hizo silencio. Y si hizo silencio, ¿Cómo c*ño pudo entonces despertar a Himmler?? La cosa es que Himmler se puso de pié, y al verse desnudo debió pensar que estaba teniendo un mal sueño, y así era. En realidad, estaba durmiendo al lado de su hija y segunda esposa Jrapunska Patrokleta. Despertó ahora en serio y se puso un conito decorado de forma infantil sobre la cabeza, tomó la torta con sus manos (Obvio, no la iba a tomar con sus bolas) y así ataviado se dirigió al Reichstag para celebrar el cumple del Tegobis, pero justo en ese momento una bomba soviética cayó encima suyo... impactándole tan fuerte en la cabeza que se desmayó y lo tuvieron que llevar al hospital, donde le transfundieron sangre infectada con SIDA.

Pero afortunadamente un científico alemán había logrado descubrir la cura para el SIDA, pero cuando se la quiso aplicar a Himmler, este despertó de su coma y se negó a recibir el pinchazo, por temor a ser contagiado con SIDA. Pero cuando le dijeron que ya lo tenía, se lanzó desde el piso en que estaba por la ventana, lo cual hubiese sido realmente catastrófico para su salud sino hubiese sido porque estaba en un primer piso. Luego de eso quiso escapar pero los rusos lo agarraron, lo metieron en la cárcel hasta tanto le hicieran juicio, pero se las ingenió para hacer un túnel secreto con un palito de helado que siempre guardaba en su ano por si acaso. Una vez libre, trató de huir hacia el lado americano de Berlín con un pasaporte falso y documentos, también falsos; cuando ya Berlín había caído frente a los aliados.

El guardián americano que controlaba los ingresos a la zona americana de Berlín sospechó desde el primer momento porque los documentos y pasaporte aludían a un tal Iósif Stalin, y eso sumado a que Himmler llevaba su clásica peluca rubia con un apretadito vestido rojo carmesí, hicieron que fuese detenido y llevado a Alcatraz, donde volvió a escapar gracias a un helicóptero que también siempre guardaba en el ano por si acaso... Luego de que escapase en helicóptero no se supo más nada que él, así que mantén los ojos abiertos... tu pervertido vecino de noventa y cinco años de ojos achinados y con una bandera nazi en su patio podría no ser quien dice ser.

[editar] El final

FIN
Herramientas personales