Hipersensibilidad electromagnética

De Inciclopedia

Saltar a: navegación, buscar
Espectro electromagnético.jpg

Si te lo encuentras, ¡huye!. Con esas herramientas es capaz de prepararte unos espaguetis.

La hipersensibilidad electromagnética, conocida por el vulgo por sus dolores en el cerebro y las copiosas cagaleras que generan los afortunados afectados, es una enfermedad de las de verdad, como lo son el gaysmo, ser negro o mujer. Esto es algo que te podrá confirmar cualquier médico perteneciente a las fuerzas del bien, como el Opus Dei, el Vaticano o Al Qaeda.

Suelen padecerla aquellos hippies sin oficio ni beneficio que, por no darle un palo al agua, prefieren estar en el hospital mamando de la deliciosa teta de la seguridad social que pagan los hombres de provecho. Además, se han estudiado a ejemplares de hippies en zoológicos y reservas naturales, y estos prefieren cosas naturales, como el cannabis y los hongos, desdeñando cualquier cosa que emita energía negativa, como las antenas o trabajar.

Junto con la sensibilidad química múltiple y la presencia de monóxido de hidrógeno en los alimentos, es uno de los problemas principales a los que se enfrenta la OMS, quien pretende que en el futuro los niveles de hipersensibilidad electromagnética en países del primer mundo se igualen a la de países africanos, teniéndose que preocupar de patologías menores como la malaria o el SIDA.

[editar] Síntomas, gravedad y prevalencia

Como los palomos, son capaces de detectar los campos magnéticos, aunque no se ha observado a ningún grupo de ejemplares migrar a regiones más templadas ni defecar en la vía pública, aunque la diarrea explosiva crónica es uno de sus principales síntomas.

En los tiempos que corren, los afectados ven su vida imposible al convivir con aparatos con un campo magnético más potente que el de la Tierra y el Sol juntos. Los habitantes de los polos han visto como sus móviles tienen campos magnéticos tan potentes que producen a su alrededor auroras con los vientos solares. Otros han informado que cada vez que hablan por el móvil, este le arranca los dientes de oro y sus piercings en el glande.

Su debilidad a todo tipo de radiación magnética ha producido combustiones espontáneas cada vez que uno quería salir de día a la calle. Por culpa de la radiación de cuerpo negro, tampoco pueden tener contacto con ningún tipo de materia o antimateria con una temperatura mayor o igual a -273,15ºC. Por eso tienen que acudir al mercado negro a por materia oscura, ya que cualquier otra cosa los mataría.

Super mario bros Mundo 1-1.png

Lugar de más prevalencia

Sólo las solidarias marcas New Age, adalides del progreso científico, han ofrecido todo tipo de pulseras con imanes, collares con luces parpadeantes y condones que se destruyen en presencia de la mínima humedad.

Difundida especialmente por el primer mundo, ya que los niños del tercer mundo no saben que sus muertes no están provocadas por los buitres, el agua donde se baña el abuelo muerto o la comida con moscas, sino por los malvados campos magnéticos. Y esto, como te podrá confirmar cualquier hipocondríaco, provoca cáncer.

[editar] Mafia de médicos

Fin esta cerca loco.jpg

Una fuente tipo Helvética o Wingdings te volverá más fiable

Los médicos, que se creen muy listos con sus pruebas y sus batas, rechazan métodos curativos de eficacia demostrada como la danza tradicional zulú o la eructoterapia. Si acudes al médico diciendo que los campos magnéticos te hacen daño y que te quitaban el bocadillo en el colegio, dudarán de ti en vez de aceptar tus palabras como una verdad universal. No solo eso, sino que te dirán que necesitas tratamiento psicológico, como si fuera necesario teniendo a tu lado a ese fiel duende irlandés que solo tú ves. Pero no hay que actuar como un loco, eso es lo que ellos quieren. En su lugar, ve desnudo por la calle y tápate sólo con un gorro de aluminio y con una pancarta donde digas que todo el mundo y el universo está en contra tuya. Si abandonas tu higiene personal y te dejas barba (en las mujeres, basta con dejarse melena en las axilas), harás más evidente tu sufrimiento y conseguirás más apoyo.

Lo que el mundo no sabe es que debajo de todas las ciudades hay sótanos grandísimos, donde se esconden todas las mafias: la farmacéutica, la militar, la de los ponis...Allí hablan a oscuras en una sala con una gran mesa redonda y una pantalla gigante con un mapa mundi. En realidad los médicos son unos seres siniestros que se convierten en ratas de laboratorio cuando nadie los ve. Cuando se reúnen, deciden como impedir que se apliquen absurdas terapias alternativas, permitiendo que se mueran de hambre familias de estafadores y vendedores de humo.

Si se hace más evidente la situación médico-mafiosa mundial, conseguiremos que los hipersensibleros electromagnéticos sean más felices.

[editar] Solución

La destrucción completa del universo eliminaría las radiaciones electromagnéticas y lograrían un ligero alivio de los sufridores de esta enfermedad. La gente no está concienciada de la importancia de hacer esto, y es que no solo disminuiría la prevalencia de esta enfermedad, sino que también bajaría drásticamente la mortalidad tras el evento.


[editar] Ver más

Wikilogo botante.gif Para los interesados en la versión
menos seria y verídica, Wikipedia
tiene un artículo sobre:
Hipersensibilidad electromagnetica
Herramientas personales