Incijuegos:Star Wars, el juego de rol

De Inciclopedia

Saltar a: navegación, buscar
Ir al cuadro de honorInciconcurso.png

< Portada de Incijuegos


Jedisexy.jpg

La chica que conociste. Estás segurísimo de que usó Truco Mental en ti, un jedi nunca cedería a los impulsos físi... Tía, hazte ya mismo un piercing en el ombligo y busca otros usos para ese sable

Eres un Guardián Jedi llamado Idiso Juvic, del planeta Viagra. Tus superiores están pensando seriamente en expulsarte de la Orden por la matanza indiscriminada de Ewoks que llevaste a cabo en la luna de Endor. Pobres animalitos, jugaban tiernamente con tu sable láser y no tuviste mejor idea que recurrir al lado oscuro y electrocutarlos con esos malditos rayos Sith para que te lo devolvieran. Y claro, no tenías nada para comer, por lo que usando tu cocina+20 devoraste a los osos ya rostizados. Lo que es ser un irrespetuoso, esos osos derrotaron al Imperio, no tú, inútil. Se nota que volver al nuevo templo Jedi en Coruscant no fue lo mejor que te pasó en la vida. La Nueva República está plagada de esos niños presumidos que no paran de empujarte usando la fuerza, solo porque te comiste a los salvadores de la Rebelión. Encima te echan en cara que usaste sus pieles para hacer abrigos y vendérselos a los Hutts. ¡No comprenden que uno tiene que ganarse la vida!. Y está ese chico de moda, Jaden Korr, que se cree mucho por construir un sable sin haber sabido siquiera que era la Fuerza. Lo que uno tiene que ver y soportar, por Yoda y su espíritu.

La noche anterior fue muy rara para ti. Conociste una chica en la cantina de Coruscant que, a juzgar por su ropa y el sable láser que colgaba de su cinturón, era una jedi, aunque sentiste un repentino descenso en tu conciencia+1. Quizá fue que la chica usó Truco Mental en ti y es una infiltrada que planea destruir la Orden, o quedarte estúpidamente mirando sus senos redujo momentáneamente tus habilidades, pero eso no es propio de los jedis. Sinceramente, no estás seguro. Lo que te extraña es que es la primera vez que conoces una chica que no sea un hombre.

En fin, tus opciones son pocas. Puedes ir a hablar con los miembros de la Orden, que no están de muy buen humor mientras juegan al parchís, suicidarte con tu sable láser, o decirle a la oscura figura que merodea en la puerta de tu despacho que puede pasar y dejar de espiar.

[editar] ¿Qué quieres hacer?

  • Hablar con la Orden y decirles que los nutrientes de la Fuerza no eran lo mismo que unos ricos osos al horno. Usa la Fuerza aquí
  • Me odian por ser diferente, por venerar a mi dios Darth Bieber. Me van a extrañar, perdedores. Usa la Fuerza aquí
  • "Ey, imbécil, deja de merodear. Pasa o te haré un enema color celeste, y Mace Windu te lo hará violeta" Usa la Fuerza aquí
Cervantes.jpg

Artículo destacado

Este artículo ha sido destacado en la Portada por decisión popular.

Los rumores sugieren que sus autores fueron instruidos
por el mismísimo Miguel de Cervantes.

Herramientas personales