Incinoticias:Tragedia en hospital, varios neonatos prematuros mueren

De Inciclopedia

Saltar a: navegación, buscar

Caos en el nosocomio
01:13 19 de agosto de 2010Ciudad: Aquí Cercita; ¿Dónde más? — Informa: Edmundo Galeno

Agencia Inciclopedia Express
Bebe.jpg

Uno de los supervivientes de otra ala del hospital, observando atentamente los atributos de las enfermeras

Hoy, varias madres que hacía pocas horas habían dado a luz, se manifestaron en la puerta del Hospital General nº1; rompiendo en llanto al pedir justicia por sus hijos que recién nacidos fallecieron en las incubadoras. Los responsables del hospital, se vieron obligados a desalojar a las madres aflijidas de la entrada; haciendo uso de la fuerza policiaca, por que no dejaban pasar a nadie al interior de las instalaciones; provocando así el fallecimiento de dos abuelitas atropeyadas y un niño electrocutado; que se suman a la lista de víctimas de esta calamidad.

Ampliación de la noticia

Medico 00.jpg

El señor Dr. Sarmiento, rechazando cortesmente nuestra entrevista

Después de que el cuerpo de granaderos de la ciudad regresara a las madres y a sus familiares al hospital (ahora con lesiones graves); el director del Hospital, Dr. Esául Sarmiento López dió una conferencia de prensa, en la que reveló a los medios (incluyendo Incinoticias) los alcances de la desgradable situación: 45 bebés prematuros murieron de frío en sus incubadoras cuando, en un intento de ahorrar energía electríca por parte de las amables y eco-activistas enfermeras; sustituyeron los focos que alimentaban la temperatura de los dispositivos por focos ahorradores, que gastan menos luz, pero dan menos calor.

Las enfermeras fueron entregadas a las autoridades esta tarde, acusadas de Homicidio, Infanticidio e Intervención ilegal de aparatos pertenecientes al gobierno. Se espera que la condena rebase los 15 años de trabajos forzados, 2 cadenas perpetuas y una multa de 45 incubadoras nuevas. Sin embargo, hay fuentes en destacadas posiciones en las esferas del poder que dicen que el dr. Sarmiento dió el consentimiento de esta horripilante acción; no se sabe sí por algún favor o alguna especie de amenaza, aunque no estamos seguros.

Pero de una cosa estamos seguros; las familias de los finados jamás volveran a usar focos ecológicos.

Herramientas personales