Ken Akamatsu

De Inciclopedia

Saltar a: navegación, buscar
Ken Akamatsu.jpg

Ken mostrando sus pequeñas manos llenas de callos.

Cita3.png¿Ken? ¿Qué te ha pasado? Cuando eras rarito eras más normal.Cita4.png
Barbie confundiéndose de Ken.

Ken Akamatsu es un monero japonés de anteojos gruesos y dientes chuecos, onanista, nerd, pedófilo, pastrulo y un genial diseñador de hentai que dedica su vida dar alegría a los pajeros del mundo.

Se hizo famosos luego ponerse a dibujar porno soft-core luego de fracasar en su ingreso a la universidad de Tokyo por segunda vez. Sus obras exploraban el maravilloso mundo de la sexualidad, el lesbianismo, las orgías y la pedofilia.

[editar] Vida

Ken Akamatsu nació en 1968 producto de una borrachera y un globito de mala calidad. Tuvo una infancia difícil, las niñas lo odiaban por andar mirándoles debajo de la falda, la única que lo toleraba usaba eso como pretexto para golpearlo y robarle el almuerzo. Sus gafas y sus escasos centímetros de autoestima no ayudaban mucho ya que siempre quiso ser más alto.

Negima live action.jpg

La tortura de su juventud. Note las del fondo que hacen puño amenazándolo.

Al crecer cambió su aparato de ortodoncia por una revista porno, y desde entonces su vida cambió. Se volvió monotemático, por decirlo de algún modo. Tanto que cada vez que quería ingresar a la universidad no lo lograba porque se olvidaba el DNI en casa y seguridad no le dejaba pasar.

Tuvo que conformarse con unas clases de filosofía que le dio un vendedor ambulante de pollitos. Así empezó como artista callejero a dibujar, con tiza en la vereda, niñas en bikini y ropa interior. Lo arrestaron varias veces y las peatonas lo golpeaban usualmente cada vez que lo veían pasar. Hasta que un wachiturro sin hogar procedió a darse placer sobre su obra de arte. Entonces se le ocurrió que le podía sacar dinero al asunto.

[editar] Carrera

Corría Ken perseguido por el gremio de prostitutas de Tokyo quienes objetaban su arte como ofensivo. Así Ken se refugió en un foro televisivo. Allí le ofrecieron un contrato para publicar sus fantasías eróticas en una serie de animación. Y así nació Love a la vahina. Allí pudo dar rienda suelta a sus frustraciones, sus traumas de infancia, su arrechura incontrolable y justificar los callos en sus manos por tanto dibujar.

Su obra fue tan evidente como autobiografía que, para deslindar el hecho que Keitaro era él, creó un alter-ego con su propio nombre para meterlo en la historia. Y es que normalmente ("normal" es un término relativo) sus personajes masculinos son lusers pajeros que son constantemente golpeados por las mujeres, tal como le sucedió a Ken en su propia vida.

Luego se vendría con Negima. Más mujeres, más calentonas, abundancia de calzones y un sinnúmero de menores desnudas, además de un amplio abanico de excusas para mostrar los calzones de sus personajes. Una historia en la que pudo seguir volcando sus traumas con las mujeres, sobre las cosas que no le alcanzó en su obra anterior.

[editar] ¿Sabías que...

Lovehina071 1.jpg

*... sus historias son básicamente excusas para poner imágenes como esta?

  • ... Ken antes se hacía llamar Hagua Mizuno?
  • ... adoptó ese pseudónimo tras autocomplacerse con Ami Mizuno, la sailor del hagua?
  • ... y también porque le daba vergüenza hacer tanto porno?
  • ... los lolipedos consideran a Ken como su dios?
  • ... inspirado en Woody Allen, quiere adoptar a Saaya Irie?

[editar] Obra y gracia

Herramientas personales
Otros idiomas