Leyes de Murphy

De Inciclopedia

Saltar a: navegación, buscar
Robocop murphy

Este policía no quiso usar chaleco antibalas, "porque eso es para maricas"

Cita3De haberlo conocido, me hubiera quedado cojo, además Cita4
Miguel de Cervantes sobre Murphy
Cita3 ¡Vaya, que suerte que aún no haya nacido Murphy, sino este árbol sería de sandías! Cita4
Isaac Newton sobre la incompatibilidad cronológica de las manzanas con murphy
Cita3Nunca obedecí ninguna ley, menos las de élCita4
Oscar Wilde sobre Murphy
Cita3Maldito MurphyCita4
El Coyote sobre Murphy
Cita3Hey, yo no tuve nada que ver en eso, fue un blanco, ¡siempre es un blanco!Cita4
Eddie Murphy sobre Murphy

La Leyes de Murphy son un conjunto de postulados seudocientíficos, utilizados por perdedores de todo el mundo para justificar su continuo y total fracaso en cualquier cosa o tarea que emprendan, desde el simple hecho de evitar que se caiga una tostada al suelo, hasta encontrar a Osama Bin Laden

[editar] ¿Quién fue Murphy?

Al contrario de algunas teorías, Murphy NO ES el policía tipo colador que terminó trabajando como Robocop tras una pequeña cirugía reconstructiva. Después de una larga investigación, se ha podido determinar (no con certeza, pero sí con porfía) que Murphy fue un trabajador de una planta conservera de atunes ubicada en el puerto de Hamburgo, Alemania. Murphy desarrolló gran afición por la grasa de morsa tibetana, lo cual lo llevó a la obesidad.

Emurphy

¡Déjenme en paz, blancos de mierda, yo no soy el Murphy que buscan!

  • Cuando la obesidad empezó a causarle problemas de estreñimiento, cansancio, fatiga, distemper y gripe aviar, Murphy empezó a intentar varios métodos para adelgazar. Primero intentó las dietas, tales como la Dieta del Lagarto, la Dieta de la Iguana y la Dieta de la Hormiga, pero a pesar de sus esfuerzos no lograba bajar de peso. Su problema con las dietas era que aunque ponía toda su fuerza de voluntad, no faltaba la morsa que se cruzaba en su camino y él volvía a caer. Fue así como escribió en un cuaderno, para no olvidarse, una idea que (él creía) desarrollaría más adelante: Si algo puede fallar, fallará.

Después de eso intentó la liposucción en una clínica de Alemania, pero en medio de la operación el cirujano, un checoslovaco guatemalteco de ascendencia maorí, sufrió un infarto pasando a llevar en su caída el catéter que extraía la grasa del cuerpo de Murphy. Murphy sobrevivió, pero el equipo médico murió ahogado en grasa. Murphy tuvo que pagar la operación y los funerales del equipo médico porque la póliza que firmó estaba en alemán y además era un seguro contra incendios. Fue así que Murphy anotó una idea complementaria en el mismo cuaderno: Si varias cosas pueden fallar, fallará la que cause el daño más grave posible.

Murphy, sin dinero, sin grasa y sin morsas, empezó a vagar por el mundo disvariando variaciones de ambas ideas; luego se unió a un grupo de desadaptados con los cuales cruzó a nado el Atlántico en busca de nuevas oportunidades, hasta llegar a Groenlandia donde empezó a vender abrigos de piel de foca, siendo expulsado por los esquimales locales que alegaron competencia desleal.

Murphy

lo triste del asunto es que este tío en verdad se apellida Murphy...

Murphy llegó de esa forma a Alaska, y de ahí se fue caminando hasta un pequeño poblado conocido entonces como Nueva Amsterdam; pero dos días después de su llegada los locales decidieron cambiarle el nombre a la ciudad por el de Nueva York, justo cuando Murphy ya había informado por méssenyer a todos sus contactos que su dirección quedaba en Nueva Amsterdam.

Cansado de que el destino le cargara tanto los dados, Murphy decidió poner fin a sus días, para lo cual se colgó de un puente, mas no se dio cuenta que la cuerda era elástica, se le enredó en los zapatos y así fue como descubrió el salto en bungee; luego intentó cortarse las venas, pero no encontrando cuchillo disponible debido al gran aumento de la poblacion de Emos a nivel mundial, trató de utilizar su fiel cortauñas sin lograr más daño que sus sangrantes cutículas; luego de eso tomó una botella que decía "Cloro" y la bebió, pero resultó que el Cloro había sido vaciado y en realidad era orina de Chuck Norris.

Poco después Murphy, sin dinero y sin nada más que su propia vida, de la cual tampoco podía disponer, tomó su viejo cuaderno y escribió: "Mis leyes...", momento en el cual le vino un infarto al suyocardio y murió instantáneamente.

Un físico que iba pasando descubrió el cadáver y luego de registrarlo cogió el cuaderno, el cortauñas y el Red Bull y se marchó cantando desafina'o un coro que aqui les traigo...perdón, me distraje. El asunto es que el físico encontró las anotaciones de Murphy, le hizo sus aportaciones propias y las publicó bajo el nombre de "las Leyes de Murphy", el cual fue un éxito de ventas y lo sigue siendo.

Tio2

Este tío fue a hacerse una rinoplastía sin respetar las leyes de Murphy

Las dos anotaciones de Murphy son esas, el resto fueron agregadas con los años, fueron siendo reinterpretadas, ejemplificadas y aumentadas. No se sabe si Murphy fue en realidad un existencialista, un dermatólogo, un alquimista o una víctima del destino, pero lo que sí sabemos es que la adicción a las hamburguesas y la morsofilia puede llevarnos a la locura.

[editar] Teorías obtenidas a partir de las leyes de Murphy

Gato tostada

Esta imagen ilustra la conocida Paradoja de Murphy.

  • Teoría de la multiplicación de los problemas:

Murphy comprobó personalmente que los problemas pueden multiplicarse en cadena o hacerse mayores; apoyándose en la mecánica cuántica, observó que los problemas pueden actuar como partícula o como onda. Cada vez que una partícula (un murphytrón) cargada con problemas choca (poque siempre choca) con un nucleo atómico (que además de neutrones y protones también tiene murphytrones) provocará que estos se fisionen del átomo golpeando a su vez a otros átomos, ocasionando que estos se carguen de problemas en una reacción en cadena.

  • Teoría de las soluciones inexistentes:

Murphy comprobó que ningún problema tiene solución, y en caso de tenerla debes de crear otro problema en otra parte para solucionar el primer problema. Esta teoría de la física está directamente relacionada con las leyes de la termodinámica; de hecho, los problemas se comportan como el calor y la temperatura, es decir, para disminuir la intensidad de un problema debes transmitirle la dificultad a otro objeto. Bajo esta misma teoría, las soluciones son como el frío, no existe físicamente.

Recientemente, se han encontrado escritos con sus últimas investigaciones, las que nos revelan una verdad irrefutable. En vista de la ley de gato-siempre-cae-de-pie, y de su ley de la-tostada-siempre-cae-por-la-mermelada, llegó a la conclusión de que un gato, con una tostada con mermelada bien pegada a su espalda (con la mermelada hacia afuera y la tostada del mismo peso exacto del gato), volará (y girará) infinitamente, ya que la gravedad se encontrará increíblemente confundida.

[editar] ¿Quiere saber más?

Instrúyase, lea, opine o visite:

[editar] ¿No quiere saber más?

Haga como Murphy y váyase a untar una tostada con mantequilla y un gato.

Herramientas personales