Lucía Etxebarría

De Inciclopedia

Saltar a: navegación, buscar
Gañan.jpg Lor apañole' semos asín.

(Humor español que probablemente no entiendas si no provienes de la Península Ibérica o de las colonias restantes)


Scared kitty.jpg

¿Ves? Eso te pasa por leer a Lucía Etxebarría a escondidas

Cita3.png¿Cuantos agujeros tiene una mujer para disfrutar del sexo? ¡Por lo menos diez!Cita4.png
Lucía Etxebarría dando clases de anatomía a Andreu Buenafuente

Profeta y escritora de los textos sagrados del Monesvol. Heroína de la Inciclopedia y venerada por todos sus súbditos. General de todos los ejércitos en la sacra lucha contra La Ladrona. Azote de los rebeldes. Espada ante la censura, escudo de la información. Por sus escritos además se puede concluir que es terca como ella sola y huracán en la cama. Pero todo esto en sus ratos libres cuando está aburrida.

Pero a pesar de todo esto, Lucía Etxebarría Asteinza es conocida por ser una escritora que escribe sobre sexo para que nadie se de cuenta de las múltiples faltas ortográficas que comete o la denuncien por plagio.

[editar] Biográficamente hablando...

Su padres se estaban tomando un vermú en el País Vasco, y de pronto, nació ella en Valencia allá por el año 40 adI (antes de Inciclopedia). En su infancia estudió en un colegio de monjas, las cuales la pervirtieron de por vida (o puede que la primera vez que vio la película El Exorcista, no hay fuente que lo confirmen). En su pubertad seguía estudiando. En su juventud seguía estudiando.... A la mayoría de edad seguía estudiando...... ¡¡¡Ah, no, hay una novedad!!! ¡¡Qué se fue a Madrid!! para... seguir estudiando....... Cuando por fin termina sus estudios de Felalogía y Paparazzi se repite el ciclo pero trabajando en distintos sitios.

Por suerte, se aburre de su vida, como el párrafo anterior, y decide lanzarse a la aventura. La máxima prioridad es saber a que dedicarse, tras unos meses de deliberación se le ocurre aprovechar todo lo que había estudiado y fusionarlo, tiempo que se habría ahorrado si hubiera aplicado la siguiente fórmula:

No se pudo entender (error léxico): \cfrac {Periodista} {Paparazzi} + Felalogía = Escritora \ porno

.

Comenzó con buen pie, inventándose las biografías de Kurt Kobain y Yoko Ono, a los cuales no conocía de nada, que eran más entretenidas que la suya propia. Siguió escribiendo su primera novela Prozac y sexo: fuera el amor y las dudas. Con su segunda novela, El cuerpo de Beatriz es celeste, consiguió su primer literario, el Rafael Nadal de Roland Garros por 3-1, aunque debido a los acontecimientos posteriores se sospecha que sus estudios de Felalogía influyeron en el resultado.

Por desgracia el aburrimiento invade otra vez su vida ya que no deja de escribir libros (eso sí, guarrerías por todas partes) y recibir premios... y más libros y más premios... ¡Anda! que éste de bisexuales es autobiográfico, bah, pues vaya novedad, además ha escrito bisexual con "v"...

Mientras escribía hizo una escapadita a Escocía donde fundó una universidad sobre la Felalogía y su arte, ya que estos años de experiencia artística la han demostrado que hay mucho por explorar. Esta universidad es una excusa para apoderarse de los proyectos de fin de carrera y poder hacer el Vademecum del Sexo.

Biográficamente, de forma oficial, ésta es su aburrida vida hasta El día que fue plagiada.

[editar] Autobiografícamente hablando...

Por suerte, Lucía Etxebarría es una personal normal (algo salida, pero normal al fin y al cabo) que tenía una doble vida oculta, eso explica no se haya suicidado con su asco de vida oficial. Su vida y aventuras en la sombra oculta en verdad se reflejan en su escritos, tanto apuntes del colegio como libros posteriores.

[editar] Infancia

Es tan activa, que en verdad no se sabe ni donde nació; bueno, si se sabe, en verdad en el lugar donde se encontraba su madre en el momento del parto, pero por su actividad el embarazo y parto fueron instantáneos y como Sagitario que es, nada más nacer hecho a correr como una flecha y la perdieron de vista.

Así que para encontrarla, sus padres pidieron a una perrera municipal que les prestara un par de perro para poder rastrearla (por suerte tenían en Cordón Umbilical), tras una ardua búsqueda un perro la encontró. Resultó que la niña se fue a por droga a Valencia y ya tenía su primer tatuaje.

Tras esto como recompensa, para el perro, decidieron adoptarlo y aunque la niña se emperró (y nunca mejor dicho) en que se debía llamar "Yonki", finalmente su entidad paterna se impuso y lo renombraron "Elmo". Estando desde entonces acompañada durante toda su vida por perros: "Lulú" (que originalmente ya una Lucía algo más mayorcita lo quería llamar: "María Pura"), "Coca", "Chocoblanco" y "Raya de tiza" (Con estos 3 últimos se puede observar que ya se había ido a Madrid a continuar sus estudios). Ante las dudas surgidas sobre los numerosos perros que ha tenido, es porque siempre los adoptaba en perreras ya mayorcitos, no otros motivos más perversos o cruentos.

Tras su alocada aventura de bebé, fue ingresada en un colegio de monjas para controlarla. Craso error, fue su revolución, como buena cristiana comulgaba en misa todos los domingos con su padre y sus aspiraciones eran cambiar España revolucionando la iglesia desde dentro, incluso comenzó los estudios de cura desde niña, pero tras la pérdida del poder la Iglesia en gobierno por la llegada de la democracia tras la Transición Española dio todo por perdido y no volvió a recuperarse. Debido eso volvió a las drogas, de las que la fe la había apartado, aunque continuó sus estudios.

[editar] Madurez

Tras terminar sus estudios primarios, se fue a estudiar a Madrid, para hacer sus estudios de Felalogía y Periodismo simultáneamente para matar el tiempo. Además para poder pagarse sus vicios, comienza a trabajar, aprovechando en la práctica sus estudios y trabajando en la barra de algunos pubs y discobares teniendo que aguantar a borrachos, babosos y viejos verdes (aclarar que la barra no horizontal precisamente). Hecho que aprovecho para lucir su segundo tatuaje.

Pese a recibir una educación católica muy cerrada, se adaptó bien a ese mundo y conoció a muchos trabajadoras a los que contar sus experiencias y viceversa, las cuales fue anotando cuidadosamente para un futuro inmediato porque el local no le pagaba una mierda y necesitaba más dinero. Porque aunque lo que no se gastaba en comida, porque estaba a régimen, se lo gastaba en otras cosas más caras y no precisamente ropa...

Finalmente tras acabar las carreras, dejó el mundo nocturno y busco otros trabajos más normales en los que por lo menos sus títulos añadieran un plus en la nómina: secretaria, relaciones públicas, empleada del hogar y demás profesiones feministas.

[editar] Vida como escritora

Tras pasar por diversos trabajos se compra un ordenador, descubre un mundo nuevo. Una máquina de escribir virtual llamada Word, ¡Oh! la posibilidad de copiar y pegar en un instante, un acelerador en el ordenador como las máquinas de coser modernas (aunque tardó en darse cuenta que para pulsar los botones del acelerador debía quitarse los zapatos), un posavasos y una tele interactiva. Además, aunque le pareció extraño el lote incluía un ventilador para los días de verano dentro de una caja grande, el cual sino le encendía (con el interruptor en la parte de atrás de forma incómoda) no funcionaba el ordenador.

Así, que ni corta ni perezosa al ver las posibilidades del trasto comenzó a escribir todas aquellas historias que había estado apuntando en su época de universitaria y un diario virtual. Todo iba bien hasta que después de escribir un montón de texto todas las palabras aparecían con un subrayado ondulado que ralentizaba el ordenador y que por mucho que pulsaba el botón de subrayado no se quitaba. Por si fuera poco cada poco tiempo aparecía un clip tocahuevos que no paraba de brincar y que decía:

Parece que está escribiendo en ladino, ¿quiere que le ayude bajando el diccionario correspondiente?
No, pero quiero que me quites el subrayado de las palabras. —decía Lucía por el micrófono

Pero el saltimbanqui no la hacía caso... así que se pasó al Bloc de Notas este por lo menos no le cambiaba ni le ponía en mayúsculas algunas palabras.

Lucía Etxebarría y su libro guarrillo.jpg

Aquí vemos a la escritora con un libro suyo, la portada da idea de su contenido.

Así que con este entorno ideal para plagiar escribir tomó una dura decisión: aprovechar el efecto de los alucinógenos y sus estudios para escribir novelas. Compró un cargamento de Chocolate blanco, dejó el trabajo que tenía y se puso a ello encerrándose durante 4 meses delante de su ordenador. Cogió un cachito por la biografía de Yoko Ono, añade un poco de las historias de sus amigos gays, otro poco de historia personal, lo pega, cambia un par de nombres por Kurt Cobain, añade alguna falta de ortografía, ahora se atrae al público femenino poniendo cosas eróticas y ¡Violá! un éxito en ventas. Ya no hay que hacer nada hasta dentro de año y medio que se acabe el dinero.

En su primera novela como tal, Prozac y sexo: fuera el amor y las dudas descubre que los españoles están salidos y son capaces de masturbarse sólo viendo letras y no analizan bien su escritura o encuentran parecidos con otros existentes, así que aprovecha el fenómeno para convertirlo en su tónica general para todas las novelas enriquecerse a costa de otros.

Además sus escritos son tan eróticos que alegran el día a los críticos y críticas, recibiendo obra tras obra multitud de premios.

[editar] Personalidad

Además de hiperactiva es muy maniática, las manías más destacadas son:

  • Le gusta leer los artículos de La Ladrona al revés, para ver si descifra mensajes ocultos satánicos. Se rumorea que su origen se debe a encontró uno de casualidad en el artículo Troll y a partir de entonces no la han dejado de acosar.
  • Cada vez que está cocinando no le gusta que la vean como siempre al final hay que llamar al Telepizza o ir de cena a un restaurante.
  • Neurótica con sus escritos no permite modificaciones de la editorial, de ahí que sus libros estén llenos de múltiples faltas de ortografía.
  • Ecologista y feminista lo achaca todo al cambio climático: Hay un huracán, la culpa es del cambio climático; explota un volcán, cambio climático; suben los impuestos, cambio climático; se le rompe una uña, ídem; por supuesto el cambio climático es culpa de los hombres. De hecho el 15 de octubre de 2011, en la tertulia de Julia Otero en Onda Cero, hablando del terremoto sucedido en Japón el día 11, comentaba que esto era debido al cambio climático. Javier Sardá le recriminó su comentario y ella, envalentonándose, le dijo que si no era cierto que viniera un científico y lo dijera.... y se quedó más ancha que larga.
  • Tiene Síndrome de Dislexia Generística, confundiendo los géneros de las palabras. Para contar sus penas creó la primera blog del mundo. Si fuera machista hubiera creado el primer bitácora.

[editar] El día del plagio final

Ella estaba tan tranquila recogiendo el polvo a su premios obtenidos a partir de sus novelas, cuando mientras limpiaba La Lámpara Maravillosa de repente apareció un Domo-kun el cuál le iba a comunicar algo... pero vino su perro y se lo comió. Por favor, un minuto de silencio por la pobre galleta comegatos.

Deprimida por haber visto en directo una muerte de un ser tan adorable decidió ir a un psicólogo para intentar recuperarse. Durante la consulta decidió comenzar un libro (Ya no sufre la galletita. Snif) y aprovechar lo que escuchaba:

[...] la dependencia emocional de ver sufrir una galletita se produce incluso cuando sólo piensas en ellos, sin embargo esa patología provoca no volver a comer ninguna otra galleta que no sea Gullón. —La diagnosticaba el psicólogo.
No hable tan deprisa que no me da tiempo a copiar....
No copies y escucha. Hay dos aspectos a tener en cuenta: Tal preocupación es excesiva y hay muchas más galletitas en el mundo. Esa preocupación por la galletita comienza primer por una sola pero luego se querrá salvar a todas las del mundo, por tanto hay niveles de gravedad. La preocupación puede causar conflictos con los demás: los demás se quieren alimentar pero tu no les darás su aprobación. Esto producirá trastornos en tus y sus comidas [...].

Tras la terapia se volvió a su casa dispuesta a superar el trance y limpiar la alfombra de migas, que se la había puesto perdida el perro. Una vez realizado esto se dispuso a continuar el libro que acababa de comenzar esa misma tarde, copia un poco de esta historia, le añade un poco de esta otra que le contó un amigo, ahora al psicólogo y listo. Le salió perfecto, nunca un libro había sido escrito en tan poco tiempo con tanta calidad. Llamó inmediatamente a la editorial para que lo editara y pusiera al instante a la venta. Dicho y hecho al día siguiente ya estaba traducido a por lo menos a 4 idiomas distintos.

Lucía comenzó a amasar fortuna gracias a ese libro hasta que un día Tricky, el monstruo de las galletas, compró el libro y lo leyó. No se lo podía creer ese texto lo escribió para el capítulo 2.587 de Barrio Sésamo, donde Espinete coge una depresión por que Don Pimpón se comió todas las galletas del armario. Y decide denunciarla por daños y perjuicios. Este hecho demuestra la profesionalidad del psicólogo de Lucía Etxebarría...

[editar] Su cruzada contra La Ladrona

Bueno, después del mal trago que le supuso el episodio anterior decidió entretenerse con algo. Alguien ya le comento que existía una cosa llamada Inter... algo donde podía tener acceso a toda la información que ella quisiera de forma instantánea. Así que decidió probarlo, fuera papel y boli, que se cansa la mano a partir de ahora CTRL+C y CTRL+V que es más rápido y preciso (para ello además se compró un teclado con los botoncitos tocahuevos por estar en sitios inoportunos extra y de color rosa).

Al principio no sabía que cosas eran esas que veía en su pantalla, que hacer, que buscar... la página de inicio del MSN Live (Esa que el cabrón de Internet Explorer suele poner como página de inicio a veces el solito) pregunta algo para buscar, así que prueba con su propio nombre: «Lucía Etxebarría». Como es lógico debido a la importancia que Inciclopedia esta misma página que estás leyendo aparece la primera como resultado de búsqueda, así que lo pulsó. En esa (¿esta?) página pudo comprobar la seriedad y la neutralidad de los hechos ocurridos en su vida, dando el visto bueno y recomendando esta página a sus conocidos.

Gracias esta seria enciclopedia descubre la realidad del mundo, detalles sobre La Innombrable, los verdaderos culpables del cambio climático, los verdaderos peligros que corre el mundo y sobre todo la existencia de La Ladrona. Con este último tema Lucía Etxebarría le entra curiosidad y decide ver que mentiras cuentan para denunciarlos si es preciso. Casualmente tenían un artículo sobre ella llena de falacias, al verlas no dudó en sacrificar, cuál mártir, su reputación en búsqueda de la verdad corrigiendo y ampliando con datos totalmente importantes el artículo en cuestión:

«¡¡¡Nooo!!!, ¡¡¡todo eso es mentira!!! Mis datos si me quieren conocer, lo importante es que ¡¡LEO EL PERIÓDICO AL REVÉS!!, el nombre de mis gatos y que tengo fantasías sexuales con R2-D2 (por su pedazo enchufe) y C3PO (útil para traducir los "piripipiii" en gemidos, algo sosos porque es un robot retrasado mental, pero gemidos)»

Tras esto los malvados ladrones de La Ladrona eliminaron sus contribuciones alegando que eso no es verdad.

«¿Como es posible? Si escribo sobre mí, sabré mejor que estos payasos que es verdad y lo que no; además os voy añadir una exclusiva por tontos. ¡¡¡Fui drogodependiente y anoréxica!!!» —Lucía antes de volver a pegar su contenido.

Al igual que la primera vez los ladrones actúan de igual forma además amenazan con soltar a Papa Pitufo vestido de Papá Noel para que le robe sus regalos Reyes Magos y no se los traigan por Navidad.

«¡¡¡Jerónimo!!! Moriré con las botas puestas pero no permitiré que cuenten mentiras ¡¡¡Noooo!!! ¡¡¡Ahora te añado que estudié en un colegio de monjaaaaas!!!» —Y vuelve a pegar la realidad en el artículo.

Resultado: Una IP bloqueada de por vida, se desconoce si le robaron las botas o si a partir de entonces dejó de recibir regalos en Navidad, pero su obra sirvió de gran ayuda para nuestra causa. Descubrió como no hay que luchar contra La Ladrona lo cuál es una gran revelación y lamentamos su pérdida. Así que tras la lectura de este artículo se pide un segundo de silencio.

[editar] Volviendo a la normalidad

Tras esto Lucía se volvió a si entretenimiento habitual, escribir libros pero su editor, mentor y vendedor la abandonó debido a las grandes polémicas surgidas. Por otra parte veía como Nuria Roca la intentaba quitar el puesto publicando libros erótico-festivos... no solo mejores y sin faltas de ortografía, sino en primera persona haciendo que los lectores disfrutaran con su lectura imaginándose a su autora realizando esos actos (la arquitecto, no Lucía, por supuesto), lo que hacía imposible sujetar el libro con las dos manos.

Al enterarse de ello, Lucía puso manos a la obra y llamó a sus amigas más perversas y sádicas para contarles el problema. A cambio de unos favores estas le dieron su permiso para recopilar las historias más horripilantes, asquerosas, sádicas e irreales sexualmente hablando contadas por ellas, siendo estas historias de corte necrófilo, coprófago y snuff. También incluye un par de relatos autobiográficos donde cuenta como Lucía, muy ninfómana ella se tira a unos fantasmas, vampiros y hombres lobo un domingo por la mañana (A saber que haría con estos tres grupos los sábados por la noche).

[editar] Hovras

[editar] Navarrita

 Prozac y sexo: fuera el amor y las dudas (1997), el cuerpo de beatriz es celeste (1998), Los demás no son como yo o al menos eso dicen (1999), Veoveo que ves? yo te veo a ti y tú a mí no(2001), empiezan la guarreridas! (2003) que milagro que todavía mantengo (2003) el equilibrio aracnofobia 3 la venganza (2007).

[editar] poesia

  • Excitación en el invierno, (2001)
  • hagamos el amor y tengamo placer, (2004)
  • caliente como el infierno, (no publicada aún)
  • ahora no se que hacer. (tampoco, pero rima bien)

[editar] Ensayos y errores

  • Las juergas de Kurt y Yoko: escarabajo a nirvana y tiro porque me toca (Ensayo, 6 puntos para los Dolphins de California y ganan la Superbowl).
  • La Eva futura. Tu carne está madura (Ensayo previo a la poesia).
  • La mujer es un fetiche (Ensayo de como plagiar con una colaboradora).
  • Courney, Jenifer, yo y lo demás Friends (otro ensayo antes del golpe final).
  • Ya no sufre la galletita. Snif (Beeeep, error too much CTRL+C y CTRL+V).
  • Por delante, por detrás y 12 agujeros más (Experimentos biológicos para conocer los límites humanos)
Wikilogo botante.gif Para los interesados en la versión
menos seria y verídica, Wikipedia
tiene un artículo sobre:
Lucía Etxebarría


[editar] Pelis

  • Priscila, Reina del Desierto (1999)
  • Prozac y sexo: fuera el amor y las dudas (2001)
  • Mi vida llena de mujeres (2001).
  • I hate you baby (2001).


Jamon.jpg Artículo Español Destacado

Este artículo ha sido destacado en la Portada Española por el pueblo.
Por lo tanto, se trata de un artículo de Pata Negra, rico rico, y con fundamento.

Herramientas personales