Sal Quiteña

De Inciclopedia

Saltar a: navegación, buscar
Banderaecuador Este es un artículo chévere y bacán con la bola de ecuatorianismos.

Si no cachas de que se trata... te jodiste guambra.

Salar1

Salar Quiteño a orillas del Río Machángara

Cita3¡Hola! ¡Yo a vos te conozcoooooo! ¿Vos sabes hacer chistes, no? Sí, si, en la calle te he visto. En el parque también te he visto ¡Si me gustaaaaa!Cita4
Sal Quiteña Gay , interpretada por Carlos Michelena
Cita3Mientras Rolando Vera cada año llegaba primero en la San Silvestre, políticos de la talla de Dahik corrían sus propias maratonesCita4
Pájaro Febres Cordero cocinando con sal quiteña
Cita3¿Dónde... está... la plata?Cita4
Wladimiro Álvarez , al abrir las cuentas de exportación de la Sal Quiteña
Cita3¡O'e!¿Que te pasa, longo serrano ch****etumadre?¡Métete en el c*** 'sa wea de Sal Quiteña!Cita4
Ciudadano Guayaquileño , mostrando cómo no se cocina con Sal Quiteña
Cita3¡Yumán! ¡Devórepasafóreman! ¡Estomandachinunprobidumsolidumman!Cita4
Sal Quiteña-Gringa , interpretada por Carlos Michelena
Cita3Ahora voy a hacer un pequeño número de magia. ¡Voy a pasar la maleta entre el público y va a desaparecer gente!Cita4
Carlos Michelena , en el parque, cocinando la sal quiteña con buen gusto
Cita3¡Raúl Patiño!¡No te metaj!¡Tú erej decente, no te metaj!Cita4
Jaime Nebot , aconsejando a Raúl Patiño sobre los supuestos maleficios de la Sal Quiteña
Cita3¡Ya señor!¡Ya le devuelvo el vaso!¡Hará arreglar el cierre!Cita4
Carlos Michelena , en Madrid, al miembro de la Delegación Ecuatoriana que le pedía el vaso, y cocinando magistralmente el plato principal con sal quiteña
Cita3¡Gracias!¿Hará arreglar el cierre, no?¡Vaya, vaya!Cita4
Carlos Michelena , entregándole el vaso al miembro de la Delegación Ecuatoriana, y sirviendo con clase, el postre con sal quiteña

La Sal Quiteña es una delicadeza gastronómica comparable solamente a las trufas negras de Perigord, u otros manjares del mismo alto nivel. Exquisitez apreciada con desmesura en el Quito de antaño, ha venido perdiendo popularidad entre las nuevas generaciones gracias al Internet, el Nintendo Wii y el PlayStation, los paseos en el Quicentro, las farras en la mariscal, el té de hongos, el ai-pod, los chupes en la calle y la Inciclopedia.

Parte de la pérdida de su popularidad también se debe a que la Sal Quiteña es un ingrediente que requiere de alto grado de experiencia de manipulación por parte del cocinero, y su uso empírico por gran parte de los habitantes de la ciudad en los últimos años, aliado a la campaña cultural que ha iniciado Guayaquil para autoproclamarse "Ciudad más Cool del país", ha venido desprestigiando su alguna vez honroso mérito incluso entre algunos quiteños alienados.

[editar] Historia

Coca1

Estudiante de la USFQ consumiendo Sal Quiteña

Hay varias versiones sobre el descubrimiento de los salares quiteños. Se dice que a comienzos de siglo, mientras Don Evaristo participaba de una de las primeras filmaciones de los comerciales del municipio, se tropezó en alguna de las bien mantenidas aceras de la ciudad, cayéndose de nariz y abriendo una grieta a través de la cual vislumbró el primer salar de Quito. Otros dicen que los salares fueron formados por la combinación única de represión indígena, orgullo español, mojigatería criolla y falso sarcasmo que estuvieron bajo presión y fermentación adecuada por centenas de años bajo el suelo capitalino y que brotaron del mismo durante alguna de las erupciones del Guagua Pichincha. De todas formas, Don Evaristo fue el primer minerador conocido de la Sal Quiteña hasta donde registra Google la historia.

[editar] La innoble mineración de la Sal Quiteña

Cocaquito1

Jóvenes Quiteños alistándose para derrocar al presidente de turno en las calles de la ciudad

A pesar de ser un producto de alta apreciación gastronómica, la mineración de Sal Quiteña siempre fue desprestigiada a lo largo de su historia, incluso por sus más grandes explotadores. Tal es el caso de Carlos Michelena, que según dice, no es minerador de Sal Quiteña por haber nacido en Latacunga. Probablemente habría llegado más lejos si se hubiera quedado contándole sus chistes a las vacas del páramo. Otro ingrato minerador de Sal Quiteña es el Pájaro Febres Cordero, que a pesar de ser Quiteño, tampoco reconoce el mérito o la existencia de la Sal Quiteña. Probablemente se hubiera hecho más famoso quedándose en casa, sentado y escribiendo artículos para la Inciclopedia.

[editar] La campaña de desprestigio

Bucaram4

Bucaram, durante un vuelo de shanshi, mezcalina y Sal Quiteña

No bastase todo lo mencionado anteriormente, fuerzas oscuras del lado del Pacífico, deciden iniciar una campaña de desprestigio a la Sal Quiteña. Obviamente, todo fue motivado por la frustración que tenían los monos dada su incapacidad de producir sal teniendo mar al lado, y es que surge de ahí la versión de que la sal quiteña es el pretexto de los ancianos del centro de Quito para justificar sus malos cachos, entre otras inverdades. Es así como Jaime Nebot, Abdalá, todos los Bucaram y ahora el Presidente Cómodo Correa , junto con otros elementos de la costa desarollan la Nouveau-Cuisine-Equatorienne, que rechaza enérgicamente el uso de Sal Quiteña y promueve el uso de otros ingredientes como la chavacanería, las obscenidades, las palabras bajas y la grosería mezclados aleatoriamente, formando así un pesado e indigesto plato que solo lo metabolizan aquellos que tienen estómago de Bucaram y sus semejantes del litoral, y difícilmente será digerido por personas que tengan un CI mayor a 20. Actualmente, el conformismo de los quiteños la concentración de los medios en la costa hace que la mayor parte de programas humorísticos, novelas, noticieros y cualquier producto de la industria cultural ecuatoriana (A excepción de los toros, que para dolor de algunos Quiteños zon ezpañoles, ¡tío!) se orienten bajo las normas de la Nouveau-Cuisine-Equatorienne.

[editar] Modo de manipulación del ingrediente

Sal-bush

George W. Bush apreciando una pequeña dosis de este exquisito manjar

Debido a todas estas falacias a respecto de tan exquisito manjar, es que Inciclopedia le ofrece un guía básico, mas no completo sobre cómo manipular la Sal Quiteña:

  • Para conservar su esencia, la Sal Quiteña no debe servirse nunca ni muy caliente ni muy fría. Dependiendo del plato que desee preparar, deberá encontrar el punto, guiándose por los demás parámetros de esta guía.
  • La Sal Quiteña nunca se cocina antes de la tercera o después de la décima dosis alcohólica. (O por lo menos no se debería, bajo el riesgo de ser malinterpretado y/o iniciar una de las tantas infaltables puñetizas de chupe)
  • La Sal Quiteña casi nunca se sirve junto con groserías, palabras bajas, u obscenidades. Para esto, ya está la Nouveau-Cuisine-Equatorienne.
  • Una de las formas más usadas de cocinar la sal quiteña es con cachos. En otras situaciones se recomienda observar detenidamente todas las reglas de este guía.
  • Reconocemos el punto óptimo de consumo de la Sal Quiteña cuando la carne con que se sirve queda en estado totalmente perplejo (OWNED), y el resto de los comensales sólo no se cagan de risa por pena o para no hacerle quedar peor al pobre imbécil. Nota: Cuando se trata de un banquete donde hayan diez o más comensales que se sirvieron del plato y alguno de ellos desee reírse, la etiqueta dice que está permitido y que se joda al que le cayó el guante. Eso siempre y cuando sea respetada la segunda regla de este manual.

[editar] Ver También

[editar] Links

  • Carlos Michelena en Madrid (Parte 1) [1]
  • Carlos Michelena en Madrid (Parte 2) [2]
  • Ximena "Boca de anémona" Bohórquez y la Sal Quiteña [3]
  • Casting de los participantes de Hell's Kitchen - Cooking with Quito's salt [4]


Montalvo Artículo Ecuatoriano Destacado

Este va siendo un artículo destacado, porque el noble pueblo ecuatoriano
así lo va queriendo. Tan fuerte es esta voluntad, que ni Montalvo,
ni Correa ni el Tungurahua se van oponiendo.

Herramientas personales