Seis grados de separación

De Inciclopedia

Saltar a: navegación, buscar
Mosaico3.jpg

Scarlet Johansson está mucho más cerca de lo que ella misma cree de poder darse un revolcón con Jabba.


Cita3.png¡Sí, la teoría es cierta! Entre mi padre y yo hay seis grados de separaciónCita4.png
George Bush sobre George Bush I.
Cita3.pngA mí lo único que me separa de Woody es mi hijaCita4.png
Mia Farrow sobre Soon Yi, hija adoptiva y esposa de Woody Allen.
Cita3.pngEl problema del pequeño mundo, de problema, no tiene nadaCita4.png
Pitufos yendo a la casa de Pitufina.
Cita3.png¡Patrañas! Entre mi hermano y yo hay cero grados de separaciónCita4.png
Siamés sobre su hermano, eterno compañero.
Cita3.png¡Cero grados! Ni frío ni calor. Por cierto, la temperatura cerca de él es absolutamente relativa.Cita4.png
Albert Einstein sobre Dios.
Karinthy.jpg

Frigyes Karinthy: con esa cara cualquiera quisiera estar a 350 grados de separación de él.

Los seis grados de separación, también conocidos como el problema del pequeño mundo, es un mito una teoría que trata de probar que el mundo es un pueblo chico, al afirmar que una persona está conectada con cualquier otra, incluso jirafas y cocodrilos, por una cadena que tiene hasta cinco comisionistas intermediarios, al igual que cuando un jugador de fútbol lo mandan a jugar a otro equipo.

Esta propuesta incluso va más lejos, porque lo que señala es que estos seis grados se separación son el máximo, pudiendo incluso darse grados negativos que en algunos casos permiten encontrarse con uno mismo.

Creada por un escritor húngaro bastante desocupado, Frigyes Karinthy, los seis grados de separación señalan que el número de conocidos crece exponencialmente con el número de enlaces en la cadena, aunque para ello se basó en la población del mamut, de los unicornios y los tigres dientes de sable.

[editar] Del mito a la realidad

Gothica.jpg

Encuéntrate AHORA con ella en un sucio bar con gran facilidad.

Aunque luego hubo algunos intentos por probar la tesis de Karinthy, nadie cayó en cuenta de que la población utilizada como universo en la proposición original estaba constituida por animales extintos y esqueletos de Cromañón, y hubo que esperar varias décadas para buscar una constatación seria del asunto. Por mientras la gente se cagaba de risa, hecho que hizo disminuir dramáticamente la venta de laxantes a nivel mundial y que tuvo ribetes dramáticos por el prolongado paro de los servicios sanitarios de 1920.

El psicólogo estadounidense Stanley Milgram creó un experimento en 1967 que buscaba probar el principio de Karinthy. Para ello seleccionó al azar a varias personas del medio oeste estadounidense, para que enviaran tarjetas postales a un extraterreste extraño situado en Calasparra, situado a varios miles de millas de distancia. Los remitentes conocían el nombre del destinatario, su ocupación, la localización aproximada, y si eran miembros del club de bochas local. Se les indicó que enviaran el paquete a una persona que ellos conocieran directamente y que pensaran que fuera la que más probabilidades tendría, de todos sus amigos, de conocer directamente al destinatario. Esta persona tendría que hacer lo mismo y así sucesivamente hasta que el paquete fuera entregado personalmente a su destinatario final.

El resultado principal fue una suculenta facturación para el US Post y el ineficiente pero honrado correo español. Milgram fue nombrado luego gerente de Marketing de dicha institución de Estados Unidos, y entre tanta pasta olvidó publicar los resultados de su experimento.

Si bien pudo concluirse que para la entrega de los paquetes se requirieron solamente cinco a seis contactos, sólo se recibieron satisfactoriamente el 30% de dichas encomiendas y el resto terminó en aduanas con bolsas de cocaína en su interior. Además se criticó que la población de control estaba compuesta por cantantes, actores de cine y televisión, entre otras celebridades, y en general personas que les gusta pinchar la foto de su casa en Google Earth. Asimismo, causó sospecha que alguien enviase alguna vez un paquete de Massachusetts a Calasparra, cuestión que hasta la fecha no ha ocurrido jamás.

[editar] Experimentos de Microsoft

Bsod.gif

Primera vez que alguien le encuentra utilidad a esto.

Algunos intentos por utilizar en la práctica este principio llevaron a la creación de algunos juegos a través de internet. El primero de ellos se denominó The Oracle of Bacon at Virginia, el cual fue elegido "la mejor página web del siglo XVIII", en un concurso cuyo jurado estaba compuesto por el rey Felipe V de Borbón, el duque de Marlborough y Jean-Jacques Rousseau, renombrados geeks de esos tiempos.

También en el ámbito de la informática, Microsoft realizó recientemente estudios muy completos para probar esta teoría. Para dar un alto grado de confianza a los resultados utilizó datos de personas que desinstalaron Vista para volver a XP, IPs que sufrieron el pantallazo azul hasta el año 2002 y usuarios que ocultaron el ayudante de Office, obteniendo en todos los casos un resultado validante de los seis grados de separación.

[editar] Casos constatados

Siameses.jpg

TOM: "Entre nosotros hay seis grados de separación"
GARFIELD: "¿Pero cómo? ¿No somos siameses?"
TOM: "Bueno, mira mi Facebook y lo comprobarás"

[editar] Ejemplo 1: relación entre tu hermana y Zinedine Zidane

  • Grado 1: Tu hermana conoce al portero de un bar de copas de dudosa reputación. Pongamos por caso que el bar se encuentra en Madrid, capital de España por el momento.
  • Grado 2: El portero conoce al alcalde de tu ciudad, ya que es cliente habitual de dicho prostíbulo establecimiento.
  • Grado 3: Como no podía ser de otra manera, el presidente de la ciudad conoce al presidente del Real Madrid, que también es cliente habitual.
  • Grado 4: El presidente del Madrid tuvo en la plantilla a Zinedine Zidane.
  • Grado de relación: 4, lo que quiere decir que Zidane se ha tirado a tu hermana.

[editar] Ejemplo 2: relación entre Rambo y sor Teresa de Calcuta

  • Grado 1: Rambo conoce al coronel Sam Trautman, quien lo manda a limpiar el piso de su oficina con la lengua.
  • Grado 2: Sam Trautman está casado con Dorothy McNalahan, voluntaria del Hospital del Cáncer de Atormentado Hills, Minnesotta.
  • Grado 3: Dorothy fue amante del acólito de la parroquia, Lester Listerine.
  • Grado 4: Lester Listerine, viviendo en la India, batió el record mundial de slalom fecal en las aguas del Ganges. Impresionada por su valentía, una monja de Nueva Delhi se enamora de él.
  • Grado 5: La monja había sido enviada por Sor Teresa de Calcuta a Nueva Delhi a comprar un nuevo juego de palos de golf.
  • Grado de relación: 5, lo que quiere decir que Rambo es un cristiano ejemplar, y que con un par de telefonazos puede conseguirse los palos de golf para el fin de semana. Bush debería acelerar su canonización.

[editar] Ejemplo 3: relación entre Marty McFly (Regreso al futuro) y Paris Hilton

Paris-hilton.jpg

Hola amigo, ¿te apetece que bajemos a cero nuestro grado de relación? Mmm..

  • Grado 1: Marty McFly utiliza el seudónimo de "Clint Eastwood" para hacerse pasar por vaquero en uno de sus múltiples viajes en el tiempo. Clint era un antiguo profesor que cuando se portaba mal le mandaba zurrir mierdas con un látigo
  • Grado 2: Clint Eastwood interpreta a un entrenador de boxeo en el sensiblero y blandengue film "Million Dollar Baby", donde comparte cartel con la inválida Hillary Swank.
  • Grado 3: Hillary Swank es una habitual de los anuncios de colonias, y hasta hace un par de semanas era la imagen de la fragancia Vulva Original. Paris Hilton es copropietaria de dicha empresa.
  • Grado de relación: 3, por su continuo ir y venir en el espacio y tiempo, Marty McFly ya no tiene claro si es el abuelo de Paris Hilton, si es su nieto, o si simplemente se acostó con ella y después no la volvió a llamar porque supuestamente perdió su número de teléfono.
Herramientas personales