Trompeta

De Inciclopedia

Saltar a: navegación, buscar

Una trompeta es un instrumento musical de viento, pero eso no significa que sea como un ventilador. Consiste principalmente en un tubo largo de latón enrollado en sí mismo ¡como un caracolito!, válvulas o pistones para la combustión interna producir las distintas notas y un extremo acampanado. El sonido es producido al soplar en la boquilla, lo que hace que el aire dentro del instrumento vibre. Algunas veces es inevitable escupir hasta tu almuerzo cuando tocas una trompeta con gran entusiasmo. En la actualidad, su uso está bastante extendido entre los heraldos, los jazzistas, los mariachis y un grupo muy antiguo y selecto de músicos llamados «Los tontos de la banda».

SuperTrompeta

Una típica trompeta para ciempiés antropomorfos y gente con polidactilia.

[editar] Historia

En un inicio, la trompeta fue ideada como un medio de entretenimiento pueril de los primeros habitantes de las cavernas. Los niños más pequeños de la tribu asustaban a los desprevenidos transeúntes con tales instrumentos, lo cual les merecía una buena zurra por parte de sus progenitores. Estos primeros instrumentos estaban hechos de cuernos de carnero y el sonido producido por tales artefactos era muy pobre y no tenía mucha potencia, sin mencionar el olor que despedían. Sin embargo, tales características no eran tan importantes cuando se trataba de asustar de muerte al prójimo.

Más tarde, los hebreos retomaron la idea de las primeras trompetas y la adaptaron para transformarla en un arma de destrucción masiva. Los más hábiles ingenieros de sonido de la antigüedad hicieron infinidad de pruebas exhaustivas hasta alcanzar una notable mejoría en sus dispositivos. Después de la larga etapa de diseño y desarrollo, los nuevos productos se distribuyeron entre todos los ejércitos aliados. Estas trompetas estaban hechas de una muy sofisticada aleación de cobre y zinc, fundidos en las mejores herrerías judías. Además, el diseño ideado por los judíos era bastante adelantado para su época, haciendo de la trompeta el arma preferida por los más ambiciosos reyes de la región.

El primer registro que se conserva acerca de la trompeta como un arma es el del asedio a la ciudad de Jericó, mucho antes de la era en la que Jesús vagaba por ahí predicando acerca de su nuevo producto para la salvación del alma. Josué, el sucesor de Moisés, fue quien lideró la invasión acompañado por unos cuantos sujetos enojados, con ansias de destrucción y con ganas de ir al baño. Junto con las trompetas, los invasores también llevaron varios amplificadores, sandalias deportivas, varios litros de sangre de toro, bloqueador solar, mantas y varios kilos de heno para descansar. La destrucción de las murallas de la ciudad fue un rotundo éxito, y al final de la jornada, los labios de los trompetistas estaban tan hinchados que bien pudieron haber servido como globos para fiesta.

Las culturas posteriores dejaron de lado la idea de usar la trompeta como un arma, y se enfocaron más en su potencial musical. Ya en la Grecia clásica se organizaban concursos de trompetistas. Según los registros, en realidad eran dos competencias con sendos galardones: el premio a la mejor armonía y el premio al que aguante más una nota. De los dos certámenes, el que más emoción generaba era el de sostener una nota. Como su nombre lo indica, los competidores sostenían una nota determinada durante el mayor tiempo que les fuera posible. Muchos de ellos morían asfixiados durante la competición; esa era la causa por la que el vulgo se emocionaba al ver a sus concursantes favoritos debatirse entre la vida y la muerte. Otras culturas que también emplearon las trompetas (o al menos, artefactos similares con igual o peor sonido), ya sea en el ámbito religioso, militar o cual sea, fueron los romanos, los chinos, los aborígenes australianos y algunos individuos en el Océano Pacífico.

En la Edad Media, la trompeta seguía siendo de uso militar: un trompetazo directo al oído del soldado contrario era suficiente para desorientarlo y, posteriormente, liquidarlo. La nobleza pronto adoptaría la trompeta como un entretenimiento. No obstante, no había mucho de dónde entretenerse debido a la mala experiencia de los músicos de entonces. Para el período barroco, el uso de la trompeta se había extendido a las orquestas, y tanto la habilidad de los músicos como el diseño del instrumento habían cambiado. Lo que antes era un tubo largo y recto se había convertido en un tubo más largo y enrollado como una manguera. A partir del siglo XVIII se decidió agregarle pistones a la trompeta, esto debido a las quejas de muchos trompetistas de que se esforzaban demasiado cuando querían tocar nuevas notas. Muchos de ellos pagaban tratamientos caros para devolverles la salud a su tracto respiratorio gastado, incluso hubo uno cuyos pulmones explotaron al tocar una nota muy aguda. Llegado el siglo XX, la trompeta comenzó a expandirse a los ámbitos que ya se conocen: orquestas, bandas de música y amateurs sin vida propia.

[editar] Tipos de trompeta

MiniTrumpet-1

Sólo conseguirás una enorme mancha en tus pantalones si intentas tocar una de éstas.

En el mundo de las trompetas, así como en el de los gérmenes, hay varias clases de instrumentos. He aquí algunos, a saber.

[editar] Trompeta piccolo

Las trompetas piccolo son más pequeñas que una trompeta normal, y por tanto, son más agudas (y como son agudas, deberías ponerte guantes de cuero para no pincharte).

[editar] Trompeta baja

La técnica para tocar este tipo de trompeta es bastante peculiar. Se afina la trompeta una octava más grave y te pones en cuclillas a medida que vas tocando. Así pues, la trompeta baja.

[editar] Trompeta pocket

Junto con la trompeta extrema, representa un enorme reto para todo aquel buen músico que quiera sobresalir. Es la trompeta para duendes, hadas y elfos por excelencia. Para producir sonidos con esta trompeta se requiere una técnica bastante complicada. Es potencialmente peligrosa debido al esfuerzo que se hace; puede producirse un aneurisma, tus ojos se pueden salir de sus órbitas e incluso tu ano puede explotar.

[editar] Trompeta extrema

Por más que quieras, no intentes tocar una de éstas. Está clasificada como uno de los primeros diez artefactos más letales que la mente del ser humano haya siquiera imaginado jamás. La trompeta extrema consiste en un tubo mucho más largo que el de un trombón, con muchas más vueltas que las de una trompeta normal. Posee diez émbolos en lugar de tres, y el pabellón es más ancho, lo cual le da una mayor potencia. En cambio, la boquilla es ligeramente más pequeña, por lo que hay que hacer más presión al soplar. Es considerablemente más pesada que la trompeta común y corriente. Hay registros desclasificados por la CIA acerca de pruebas realizadas en el desierto de Nuevo México, EE.UU. El sujeto que probaría la trompeta murió al apenas comenzar la prueba debido a que la presión que ejerció era demasiada y su cabeza explotó. Pero, he aquí una información para que te tranquilices: tal trompeta no ha sido inventada... aún.

[editar] Instrucciones de uso

11 slideshow

Este tío no posee boca, pero hace lo que puede por sobresalir como trompetista.

Tocar una trompeta puede ser más difícil de lo que parece, pero si se tienen en cuenta ciertos puntos, es posible llegar a convertirse en un virtuoso de la trompeta:

  • Asegúrate que posees una boca. Si no sabes cómo encontrarla, procede a palpar la parte delantera de tu cara. La boca es un orificio que se encuentra justo por debajo de la nariz, ése apéndice en el que introduces ese polvito para ponerte happy.
  • Si tienes una boca entonces también tienes labios, ¿no? ¿No tienes labios? ¡Entonces ve y consigue unos, so vago!
  • Ahora que sabes que tienes una boca y labios para tocar la trompeta, debes asegurarte de tener dedos. Aviso: mancos, por favor, abstenerse de seguir leyendo.
  • Ahora, con tu trompeta en mano... ¿Que tampoco tienes una trompeta? Pero qué despistado eres. ¡Ahorra un poco de dinero y consíguete una!
  • Ahora sí, con tu trompeta en mano, te prepararás para tocar tu primera nota, ¿no es emocionante? Arruga tus labios así como lo harías al chupar un limón, acércalos a la boquilla de la trompeta, haz presión, sopla, y... Seguramente el sonido que acabas de producir es igual o peor que esto, ¡pero no desesperes! Con mucha práctica lograrás ser un virtuoso de la trompeta.

[editar] Músicos destacados

He aquí una lista mencionando a algunos de los más grandes trompetistas de la historia:

[editar] Sóplese también

[editar] Trompetas externas

Herramientas personales